Carta de un ateo a su hijo

Carta de un ateo, El francés Jean Jaurés (Castres, Francia, 3 de Septiembre de 1859 – París, 31 de Julio de 1914), fundador del periódico L’Humanité, envió a su hijo esta carta después de que éste le hubiera solicitado que escribiera al centro educativo para que le eximieran de estudiar religión, a lo que este político ateo se negó rotundamente.

Querido hijo:

Me pides un justificante que te exima de cursar religión, un poco por tener la gloria de proceder de distinta manera que la mayor parte de los condiscípulos y temo que también un poco para parecer digno hijo de un hombre que no tiene convicciones religiosas. Este justificante, querido hijo, no te lo envío ni te lo enviaré jamás.

No es porque desee que seas clerical, a pesar de que no hay en esto ningún peligro, ni lo hay tampoco en que profeses las creencias que te expondrá el profesor.

Cuando tengas la edad suficiente para juzgar, serás completamente libre pero, tengo empeño decidido en que tu instrucción y tu educación sean completas, y no lo serían sin un estudio serio de la religión.

Te parecerá extraño este lenguaje después de haber oído tan bellas declaraciones sobre esta cuestión; son, hijo mío, declaraciones buenas para arrastrar a algunos pero que están en pugna con el más elemental buen sentido. ¿Cómo sería completa tu instrucción sin un conocimiento suficiente de las cuestiones religiosas sobre las cuales todo el mundo discute? ¿Quisieras tú, por tu ignorancia voluntaria, no poder decir una palabra sobre estos asuntos sin exponerte a soltar un disparate?

Dejemos a un lado la política y las discusiones y veamos lo que se refiere a los conocimientos indispensables que debe tener un hombre de cierta posición. Estudias mitología para comprender historia y la civilización de los griegos y de los romanos y ¿qué comprenderías de la historia de Europa y del mundo entero después de Jesucristo, sin conocer la religión, que cambió la faz del mundo y produjo una nueva civilización?

En el arte ¿qué serán para ti las obras maestras de la Edad Media y de los tiempos modernos, si no conoces el motivo que las ha inspirado y las ideas religiosas que ellas contienen?

En las letras ¿puedes dejar de conocer no sólo a Bossuet, Fenelón, Lacordaire, De Maistre, Veuillot y tantos otros que se ocuparon exclusivamente de cuestiones religiosas, sino también a Corneille, Racine, Hugo, en una palabra a todos estos grandes maestros que debieron al cristianismo sus más bellas inspiraciones? Si se trata de derecho, de filosofía o de moral ¿puedes ignorar la expresión más clara del Derecho Natural, la filosofía más extendida, la moral más sabia y más universal? –éste es el pensamiento de Juan Jacobo Rousseau-.

Hasta en las ciencias naturales y matemáticas encontrarás la religión:

Pascal y Newton eran cristianos fervientes; Ampere era piadoso; Pasteur probaba la existencia de Dios y decía haber recobrado por la ciencia la fe de un bretón; Flammarion se entrega a fantasías teológicas.

¿Querrás tú condenarte a saltar páginas en todas tus lecturas y en todos tus estudios? Hay que confesarlo: la religión está íntimamente unida a todas las manifestaciones de la inteligencia humana; es la base de la civilización y es ponerse fuera del mundo intelectual y condenarse a una manifiesta inferioridad el no querer conocer una ciencia que han estudiado y que poseen en nuestros días tantas inteligencia preclaras.

Ya que hablo de educación: ¿para ser un joven bien educado es preciso conocer y practicar las leyes de la Iglesia? Sólo te diré lo

siguiente: nada hay que reprochar a los que las practican fielmente, y con mucha frecuencia hay que llorar por los que no las toman en cuenta. No fijándome sino en la cortesía en el simple ‘savoir vivre”, hay que convenir en la necesidad de conocer las convicciones y los sentimientos de las personas religiosas. Si no estamos obligados a imitarlas, debemos por lo menos comprenderlas para poder guardarles el respeto, las consideraciones y la tolerancia que les son debidas.

Nadie será jamás delicado, fino, ni siquiera presentable sin nociones religiosas.

Querido hijo: convéncete de lo que digo: muchos tienen interés en que los demás desconozcan la religión, pero todo el mundo desea conocerla.

En cuanto a la libertad de conciencia y otras cosas análogas, eso es vana palabrería que rechazan de ordinario los hechos y el sentido común.

Muchos anti-cristos conocen por lo menos medianamente la religión; otros han recibido educación religiosa; su conducta prueba que han conservado toda su libertad.

Además, no es preciso ser un genio para comprender que sólo son verdaderamente libres de no ser cristianos los que tienen la facultad de serlo, pues, en caso contrario, la ignorancia les obliga a la irreligión. La cosa es muy clara: la libertad exige la facultad de poder obrar en sentido contrario. Te sorprenderá esta carta, pero precisa hijo mío, que un padre diga siempre la verdad a su hijo.

Ningún compromiso podría excusarme de esa obligación

Recibe, querido hijo, el abrazo de TU PADRE.

https://logos77.wordpress.com/2009/01/08/ateismo-una-cosmovision-irracional/

Published in: on +00002011-08-09T11:49:56+00:0031000000bTue, 09 Aug 2011 11:49:56 +0000UTC 23, 2008 at 11:59 am08  Comments (15)  

The URI to TrackBack this entry is: https://logos77.wordpress.com/2011/08/09/carta-de-un-ateo-a-su-hijo/trackback/

RSS feed for comments on this post.

15 comentariosDeja un comentario

  1. Totalmente de acuerdo con Jean Jaurés.

    “Además, no es preciso ser un genio para comprender que sólo son verdaderamente libres de no ser cristianos los que tienen la facultad de serlo”. Correcta reflexión. Para rechazar algo hay que conocer bien ese “algo” de antemano. Una vez conocido hay quiénes ya rechazan el método reflexivo y echan mano de la fe como única herramienta de conocimiento, no sólo para perseverar sino también para aumentar el compendio de mitos que se han ido forjando, erigiéndose en exclusivos interpretadores de la palabra. Pero, como dice, Jean Jaurés, la facultad de no perseverar en el mito viene por el profundo conocimiento del mismo. Como el mismo se aplicó y así recomendó a su hijo.

    ¡Bravo por Jean Jaurés!

  2. Buenos días,

    El mensaje de Jean Jaurés está claro. No se puede tener una buena educación y cultura aparte de la que se ha aprendido por boca de creyentes. Es a ellos a los que les debemos los conocimientos más importantes que tenemos.

    El arte, la filosofía, las matemáticas, la astronomia, teología, etc. etc. tienen su base en las mentes de creyentes inspirados por nuestro Dios, y su Hijo, por medio de Su palabra, la Biblia.
    Son los países considerados cristianos los que han marcado la pauta en casi todo.

    ¡Pobres de nosotros si dependieramos de los ateos! Ellos son incapaces de descubrir nada de valor, y construyen sobre la base de los creyentes. Si ellos hubieran estado al control de la educación desde el principio, todavia estariamos en la edad de piedra, porque la sabiduria y el conocimiento vienen de nuestro Dios.

    El único motivo que pueden hacer lo que hacen, es porque asistieron a colegios con bases cristianas, pues todas las mejores universidades fueron fundadas por creyentes y con bases en el Cristianismo. Con el tiempo fueron infectadas por la semilla del maligno, el cual siempre anda buscando como destruir lo bueno, y así es que estamos como actualmente estamos y vemos en las noticias todos los días.

    “Eh aqui, hoy es el día de salvación” (2 Corintios 6:1-2). Después será demasiado tarde. Como en los días de Noé, la gente solo vive para placeres, hasta que llegó el Diluvio y se los llevó a todos. ¿Eres salvo? Todavía estás a tiempo.

    Bendiciones

  3. Dice usted: “El mensaje de Jean Jaurés está claro. No se puede tener una buena educación y cultura aparte de la que se ha aprendido por boca de creyentes. Es a ellos a los que les debemos los conocimientos más importantes que tenemos.”

    En ninguna parte del escrito de Jean Jaurés se desprende tal afirmación. Él no dice que no se puede tener una buena educación y cultura “aparte” de la que se ha aprendido proveniente de creyentes. Solo está instando a su hijo a que no desdeñe toda clase de formación, incluida la religiosa, para que así su criterio y discernimiento sea lo más amplio posible a la hora de tomar decisiones cuando sea mayor y su formación sea completa. Queda claro que lo que usted hace es “arrimar el ascua” a sus intereses ideológicos, manipulando la intencionalidad argumental de quien, a la postre, se declara ateo. Hemos de colegir por ello que el sentimiento ateo de este señor viene dado por los mismos argumentos que da a su hijo: el conocimiento previo de aquello que se rechaza.

    En la historia de los procesos y desarrollos del conocimiento humano han intervenido personas de todas las creencias, agnósticos y ateos incluidos. No sólo los de base o tradición cristiana han sido los únicos portadores del saber.

    La implantación del cristianismo, precisamente, significó un freno a las enseñanzas de las escuelas griegas, la jónica entre otras, incluidos pensadores y científicos de la época como Aristarco de Samos que fue el primero en proponer el modelo heliocétrico, llegando a calcular con bastante exactitud el radio y circunferencia de la Tierra. Tanto es así que, Copérnico, 1.700 años después, retomando este modelo, llegó a tener problemas con los intereses teológicos del poder religioso de entonces pues no lo aceptaban, como sabe, basándose en la Biblia. De no haber sido por el “parón” que el patrón formativo cristiano impuso es muy probable que hoy día la sociedad disfrutase de mayor conocimiento científico. Durante muchos siglos la “cultura” quedó encerrada entre las cuatro paredes de los monasterios… y con muchos reparos. Ha sido, precisamente, el haberse desembarazado del exclusivismo educativo religioso lo que ha propiciado una mayor pluralidad en las tareas del conocimiento. Toda ciencia, sea llevada a cabo por creyentes o no creyentes, se complementa si se siguen los patrones de experimentación adecuados, que no interesados.

    Me ha hecho gracia la pregunta que me dirige de si soy “salvo”. Y usted, ¿es salva? Si está convencida de ello: felicidades. Siendo así no hay fe ni esperanza que valga. El que “se sabe” salvo, la fe se la hecha al hombro, de nada le sirve ya. Ya no cree, no duda, porque está convencido. Ha superado la natural y permanente incertidumbre humana y le ha arrebatado a Dios la posibilidad de que lo decida él. Sabe tanto como Dios porque a través de su palabra conoce exactamente como piensa. Por eso se creen salvos.

    Repito: FELICIDADES.

    En lo que a mí respecta prefiero seguir con esa incertidumbre porque eso me hace tener los pies en el suelo, andando paso a paso en función de mis propias limitaciones, de las que soy muy consciente, lo que el destino me depare. No pretendo más.

    Saludos.

  4. Solo quiero apuntar (entre varios errores que contiene lo declarado por Belloto) la siguiente frase: “Sabe tanto como Dios porque a través de su palabra conoce exactamente como piensa. Por eso se creen salvos.” quisiera que aclarases a que te refieres con la presuposicion que planteas de que a traves de su palabra se puede conocer como piensa Dios exactamente.

    otra frase que quisiera que explicases es la siguiente: “Una vez conocido hay quiénes ya rechazan el método reflexivo y echan mano de la fe como única herramienta de conocimiento, no sólo para perseverar sino también para aumentar el compendio de mitos que se han ido forjando, erigiéndose en exclusivos interpretadores de la palabra.” Porque antepones la fe al uso de un metodo reflexivo como si fuesen contrarios? creo que estas cometiendo la falacia de asumir que la fe (cristiana) es un acto irracional(que aumenta el compendio de mitos), cuando realmente la fe esta fundamentada en evidencias testeables (muchas de ellas) y/o en procesos logicos de razonamiento , sino es asi, entonces aclara esta parte.

    quisiera agregar que a pesar de que la Biblia no es un libro dedicado exclusivamente a la ciencia, no es menos cierto que contiene mucho conocimiento cientifico, descritos inclusive antes que el hombre pudiera comprobarlos a travez de la ciencia. aunque muchos han cometido errores EN NOMBRE del cristianismo, esto no descalifica al cristianismo, es como querer descalificar la rama de la medicina por el hecho de que han habido medicos que se han aprovechado de su posicion para cometer crimenes como los de robar organos para venderlos en el mercado negro. el cristianismo se mide por lo que la Biblia muestra y por el ejemplo a seguir de Cristo, no por lo que una persona quiera hacer en nombre del cristianismo, pues en tu propio argumento escribiste ” los procesos y desarrollos del conocimiento humano han intervenido personas de todas las creencias, agnósticos y ateos incluidos.”
    y luego dices “La implantación del cristianismo, precisamente, significó un freno a las enseñanzas de las escuelas griegas” en que quedamos entonces? el cristianismo freno o impulso la ciencia???esto no es un problema de creencias, quienes hicieron esta accion de frenar fueron personas, asi como muchos ateos han hecho mucho mal, el problema no esta en si se llaman ateos o se dicen cristianos, el problema esta en el hombre cuando quiere ponerse en categoria de dios para implantar en otros lo que considera debe ser.

    Saludos.

  5. Belloto

    Se te ha escapado el significado del post. Por mucho que te empeñes, el ateo en este caso deja claro que es imposible estar bien formado sin conocer la religión.

    Al mismo tiempo, lo más seguro es que también estuviera tapando a su hijo que el motivo principal de no eximirlo de las clases de religión era para que no perdiera las ventajas de amoldarse a lo mismo que los demás, pues en esos tiempos la iglesia católica controlaba las cosas, y pobre del que se atreviera a hacerles un feo. Por lo tanto, dicho ateo estaba siendo inconsecuente con sus creencias, y actuando, más bien, hipócritamente.

    Eso lo vemos en España todo el tiempo, donde los hijos de los ateos son educados en colegios católicos.

    Después acusan a los demás de hipócritas.

    “Me ha hecho gracia la pregunta que me dirige de si soy “salvo”. Y usted, ¿es salva? Si está convencida de ello: felicidades. Siendo así no hay fe ni esperanza que valga. El que “se sabe” salvo, la fe se la hecha al hombro, de nada le sirve ya”.

    Te has lucido con esta explicación. No tienes ni idea de lo que dices.

    Los cristianos evangélicos somos salvos por la fe en Cristo. Por lo tanto la fe es fundamental para nosotros. No confiamos en nosotros mismos sino en Jesús el Salvador del mundo. Por lo tanto somos salvos por fe y vivimos por la fe.

    La Biblia dice en Hebreos 11:6 que sin fe es IMPOSIBLE agradar a Dios . . . “.

    En Efesios 2:8-9
    “POrque por gracia sois salvos por medio de la fe, y esto no de vosotros, pues es don de Dios. No por obras, para que nadie se gloríe”.

    Saludos

  6. Ya llama la atención, Luima, que a las opiniones de los demás los llames “errores”, como si tuvieras la facultad suprema de que tu opinión es la única, válida y exclusiva. Suele ser típico en quiénes no saben ver razón en los argumentos de los demás, sólo en los propios.

    Te voy a explicar en qué me baso para argumentar que hay personas (aquí me las encuentro) que “saben tanto como Dios porque a través de su palabra conocen exactamente como piensa”.

    En entradas anteriores hay un tal Alberto que preguntó, con aplastante lógica, lo siguiente:

    “¿Como puedes juzgarme si no conoces el comportamiento d mi vida?”.
    Es muy fácil. No soy yo quien te juzga, sino el Espíritu que vive en mí. Es la Palabra de Dios quien te juzga.
    ¿Te aclara esta afirmación mi comentario?. Por si acaso, insisto: Según se ve, desde el punto de vista humano, quedáis exento de cualquier responsabilidad a la hora de juzgar a los demás, y esto es porque el “Espíritu”, o sea Dios, vive en vosotros, y la palabra de Dios (que es como Dios piensa según vuestros argumentos) forma parte de vuestras afirmaciones. Si no hay fisuras ni equívocos en vuestras afirmaciones pensaís como Dios.

    Por otro lado, estremece comprobar (lo he leído en algún Auto de Fe inquisitorial) que esas mismas palabras exculpatorias del obrar humano, son dichas por el dominico que lleva el interrogatorio, bajo tortura, ante la pregunta del reo de por qué lo tratan de ese modo, de por qué se le juzga por cosas que ellos no conocen. Los legajos de los escribanos que anotaban las sesiones de torturas están llenas de frases como esa: “Yo no te juzgo, es la palabra de Dios quien te juzga cuyo Espíritu está en mí”… ¡¡¡Tremendo!!! A partir de aquí cualquier acción puede ser justificada para quiénes piensen de ese modo. No me extraña que enviaran con tanta alegría a los que no pensaban como ellos (es decir, como Dios) a la hoguera.

    Creo que la segunda cuestión que me planteas quedaba ya lo suficientemente claro como para no tener que redundar en ella. Pero, bueno, insistiré.

    Fe, por definición, es creer en lo que no se ve. Las deducciones de la razón y las de la fe a la hora de aplicarlas al conocimiento empírico son sustancialmente diferentes. Y por mucho que queramos hacer juegos malabares fe y razón no sólo no se complementan, sino que se contradicen. Queda claro que para el creyente integrista esto no es así; y como no es así no cabe discusión posible en el intento de “armonizar” ambos conceptos deductivos.

    Tengo curiosidad en conocer los pasajes de la Biblia donde, según tu, existen afirmaciones científicas.

    Es cierto que el comportamiento personal de un adepto a cualquier institución, loable en sus doctrinas y preceptos, no desvirtúa a la institución en sí misma. Pero, amigo mío, estamos hablando de los dieciséis siglos de abominable conducta de una institución que representó a la gran mayoría de los cristianos del orbe. Y ustedes mismos están de acuerdo con esta valoración, por eso son adeptos de una de las casi 40.000 confesiones cristianas no católicas que existen hoy día. Y hay que hacer notar que cada una de ellas se erige en exclusiva de ser la única depositaria de la Palabra y su exacta interpretación. Como evidentemente hacen ustedes.

    La última parte de mi intervención también quedaba muy clara, Luima. El real desarrollo de las ciencias viene dado a partir de la pérdida de poder político y social de la Iglesia Católica. Hasta entonces, y hablamos de muchos siglos de intromisión, estuvo poniendo cortapisas al libre desarrollo de las mismas. Científicos católicos, cristianos en suma, se vieron coaccionados por la institución para poder investigar con libertad y exponer sus conclusiones si antes no recibían el beneplácito de la iglesia. Desde el momento que esa facultad se fue perdiendo, el mundo científico (cristianos y no cristianos) ya no tuvieron que dar cuentas de sus investigaciones. Y nada más. No sé dónde ves tu tantas contradicciones en lo que expreso.

    Dices:

    “el problema no esta en si se llaman ateos o se dicen cristianos, el problema esta en el hombre cuando quiere ponerse en categoria de dios para implantar en otros lo que considera debe ser.”

    Estoy de acuerdo contigo en esta frase. Lo único es que casa poco con las afirmaciones que luego hacéis sobre “yo no te juzgo, es Dios quien te juzga a través de mí”

    Si, ya sé, como sois perfectos interpretadores de la Palabra de Dios a la hora de aplicarla a las normas de fe según vuestra ortodoxia os dicta, pues quedáis justificados ya que estáis totalmente convencidos de que Dios habla a través de vosotros.

    Pero la frase te quedó muy bien.

    Saludos.

  7. Logos, a mi no se me ha escapado el significado del post. Simplemente hacemos valoraciones distintas. La suya no es más buena que la mía, y viceversa. Son opiniones regidas por el acervo ideológico que nos mueve a cada uno. Nada más.

    “Te has lucido con esta explicación. No tienes ni idea de lo que dices.”

    Esta frase suya es muy típica en usted. Cuando no está de acuerdo con lo que dicen los demás suelta con ese tonillo de despectiva soberbia lo de tachar al prójimo de ignorante. Yo no sé si quedará muy cristiano, pero molesta.

    Entonces, pregunto: ¿La fe de las demás confesiones cristianas, salvan o no salvan? Porque, en principio, todas ellas se justifican en la fe, que es su razón de ser.
    Saludos.

  8. Belloto

    “Esta frase suya es muy típica en usted. Cuando no está de acuerdo con lo que dicen los demás suelta con ese tonillo de despectiva soberbia lo de tachar al prójimo de ignorante. Yo no sé si quedará muy cristiano, pero molesta”.

    Llevas razón, no debería haber hablado así. Te pido disculpas.

    “Entonces, pregunto: ¿La fe de las demás confesiones cristianas, salvan o no salvan? Porque, en principio, todas ellas se justifican en la fe, que es su razón de ser”.

    No sé de qué confesiones cristianas me hablas, no se puede dar una respuesta a una pregunta tan general. Es cierto que muchas hablan de la fe, pero la fe cristiana aunténtica se basa en lo que Dios ha dicho en la Biblia, y si la lees verás que dice claramente que la salvación viene por la fe exclusivamente.

    Efesios 2:8-9
    “Porque por gracia sois salvos por medio de la fe, y esto no de vosotros, pues es don de Dios. No por obras, para que nadie se gloríe”.

    Romanos 3:19 dice:
    “Pero sabemos que todo lo que ley dice, lo dice a los que están bajo la ley, para que toda boca se cierre y todo el mundo quede bajo el juicio de Dios; ya que por las obras de la ley ningún ser humano será justificado delante de él; porque por medio de la ley es el conocimiento del pecado”.

    vs. 27-28
    “¿Donde pues está la jactancia? Queda excluida. ¿Por cual ley? ¿Por la de las obras? No, sino por la ley de la fe.
    Concluimos, pues, que el hombre es justificado por fe sin las obras de la ley”.

    Todo el que diga que la salvación es por la fe mas las obras, se está jactando de su bondad, de las buenas obras que hace. Está añadiendo a la obra de Cristo, está diciendo que lo que él hizo no es suficiente. Es una afrenta contra Dios.

    Las buenas obras no contribuyen a la salvación del hombre, somos salvos exclusivamente por la fe en Jesucristo. ¿Quiere esto decir que no debemos hacer buenas obras? No, no quiere decir esto. Quiere decir que primero somos salvos sin las obras, solo por la fe en el sacrificio de Cristo, y es él el que nos salva, es Su merito, Su sacrificio en el que confiamos, no en nosotros, porque nosotros no somos capaces de salvarnos a nosotros mismos. ¿Por qué no? Porque en nosotros mora el mal desde que nacemos.

    2 Corintios 5:17
    “Al que no conoció pecado, por nosotros lo hizo pecado, para que nosotros fuesemos hechos justicia de Dios en él”.

    Cristo lo hizo todo. La salvación es un regalo de Dios para todo el que la acepte.
    Romanos 6:23
    “Porque la paga del pecado es la muerte, pero la DADIVA de Dios, es VIDA ETERNA, en Cristo Jesús, Señor nuestro”.

    Saludos

  9. Luima

    “quisiera agregar que a pesar de que la Biblia no es un libro dedicado exclusivamente a la ciencia, no es menos cierto que contiene mucho conocimiento cientifico, descritos inclusive antes que el hombre pudiera comprobarlos a travez de la ciencia”

    Esto es muy cierto, Luima, de hecho en el Antiguo Testamento se encuentran reglas de sanidad dadas por Dios al pueblo judío, las cuales salvaron a este pueblo de las plagas que decimaron a millones de seres humanos durante la Edad Media.
    Una de las reglas era lavarse las manos en agua corriente para evitar las infecciones en los partos. La medicina no descubrió ésto hasta 1840 cuando el doctor Ignaz Semmelweis observó lo que pasaba cuando las parturientas eran examinadas por médicos sin lavarse las manos, y cuando eran examinadas por los que se lavaban bien las manos. Le costó mucho convencer a sus colegas de la necesidad de lavarse bien en agua corriente. La arrogancia y el orgullo impedia a sus contemporaneos considerar si acaso estaban equivocados.

    Los judíos siempre has despertado recelo porque hay algo especial en ellos, y esto es el ser el pueblo escogido por Dios y al cual ha revelado muchas cosas que los demás hombres no saben.

    Saludos cordiales

  10. Belloto

    “Por otro lado, estremece comprobar (lo he leído en algún Auto de Fe inquisitorial) que esas mismas palabras exculpatorias del obrar humano, son dichas por el dominico que lleva el interrogatorio, bajo tortura, ante la pregunta del reo de por qué lo tratan de ese modo, de por qué se le juzga por cosas que ellos no conocen. Los legajos de los escribanos que anotaban las sesiones de torturas están llenas de frases como esa: “Yo no te juzgo, es la palabra de Dios quien te juzga cuyo Espíritu está en mí”… ¡¡¡Tremendo!!! A partir de aquí cualquier acción puede ser justificada para quiénes piensen de ese modo. No me extraña que enviaran con tanta alegría a los que no pensaban como ellos (es decir, como Dios) a la hoguera”.

    Esto es una maliciosa intención de comparar a los cristianos verdaderos con los falsos, con gente que obviamente no conocía a Dios, y a la cual hemos delatado por lo mismo muchas veces en este blog.

    Tú vienes aqui con malas intenciones, y lo demuestras con estas insinuaciones. Te toca pedir disculpas y cambiar de actitud.

    Saludos

  11. Belloto : mi pregunta sigue en pie , belloto dijo “Sabe tanto como Dios porque a través de su palabra conoce exactamente como piensa. Por eso se creen salvos.” no dijiste “creen saber tanto como Dios”, dijiste que ” saben como Dios”, esta es una afirmacion que despues tratas de justificar con la frasesita de “yo no te juzgo, es Dios quien te juzga a través de mi” la cual repites una y otra vez a lo largo de tu respuesta dando vueltas como si estuvieras citando a un particular que la dijo. por favor muestranos a nosotros los ignorantes a quien es que te refieres que tiene la capacidad de conocer lo que Dios piensa, danos algun nombre y pruebas absolutas de ello, ya que lo afirmas como un hecho en tu linea de argumentacion. o fue mas bien un sarcasmo? esto es lo que quiero que aclares.

    Luego dices: “Fe, por definición, es creer en lo que no se ve” “Y por mucho que queramos hacer juegos malabares fe y razón no sólo no se complementan, sino que se contradicen.” tomando literalmente esta definicion (lo cual es una definicion mutilada tal vez a proposito) la ciencia se fundamente en una tonelada de fe.
    dejame acordarte algunas cosas:

    Las leyes de logica no se pueden ver, no se pueden probar por la ciencia ,no pueden pesarse, olerse ni sentirse, sin embargo forman la BASE sobre la cual descanza la ciencia. las asumimos por fe

    Las matematicas tampoco pueden probarse por la ciencia (pues seria razonar en circulos) y son asumidas por la ciencia sin poderse VER (FE!!!!!!!!!)

    Las verdades metafisicas tratadas en la filosofia (usadas completamente en la ciencia) no pueden comprobarse por la ciencia ni se pueden ver ni percibir por los sentidos por ejemplo: existen otras mentes como la mia? asumimos esto por fe ya que comprobarlo cientificamente es imposible y necesitariamos los mismos sentidos que estamos poniendo a juicio para probarlo.(Segun TU definicion de Fe que trajiste, esto es FE)

    El mismo metodo cientifico esta permeado de presuposiciones que son imposibles de probar, por ejemplo en la teoria de la relatividad , Toda esta teoria gira sobre la presuposicion de que la velocidad de la luz es constante en una misma direccion entre un punto A y uno B, esto simplemente NO PUEDE SER PROBADO, hay que asumirlo como verdadero(por fe)

    ahora bien ya que clamas que no hay error en tus declaraciones , podrias demostrarnos por lo menos como pruebas estos puntos que te menciono sin utilizar la “fe”??? espero ansioso tu respuesta y demostracion de estas verdades cientificas por metodos tangibles.

    Luego Belloto dijo : “Tengo curiosidad en conocer los pasajes de la Biblia donde, según tu, existen afirmaciones científicas”

    osea que no has leido la biblia y piensas rebatir lo que la biblia dice? o la has leido y no te acuerdas donde hay afirmaciones cientificas?
    dejame mencionarte solo algunas:
    no leiste cuando dice que Dios formo al hombre del polvo de la tierra? que coincidencia que todos los elementos quimicos de la quimica organica son encontrados en la tierra.

    tambien cuando dice “En el principio creo Dios” que se traduce mas textualmente -cuando el tiempo comenzo a existir(de chronos)- y esta verdad es corroborada con las teorias humanas que nos dicen que el universo y el tiempo no es eterno sino que comenzo a existir en un punto, esto no es ciencia???? o lo vez como mera coincidencia.

    La esfericidad de la tierra es descrita en la biblia antes que Galileo entendiese este concepto, o no has leido Proverbios 8:27 o isaias 40:22??????

    el adn es descrito en plabras llanas por david “En ‘TU LIBRO’ estaban escritas todas aquellas cosas que luego fueron formadas.”
    Hablando del embrion, o ves esto como una coincidencia tambien???

    Saludos.

  12. Sin la intención de romper el hilo de este debate, me gustaría compartir con vosotros el documental de Illustra Media “El planeta privilegiado” que se encuentra en el siguiente enlace de youtube: http://youtu.be/7gey8KiZgXQ

    Se ha mencionado en uno de los comentarios anteriores esto. “Tanto es así que, Copérnico, 1.700 años después, retomando este modelo, llegó a tener problemas con los intereses teológicos del poder religioso de entonces pues no lo aceptaban, como sabe, basándose en la Biblia” Y sin embargo una de las declaraciones de Copérnico es: El mecanismo del universo, forjado para nosotros por un Creador supremamente bueno y ordenado … el sistema que el mejor y más ordenado artista de todos armó para nuestro bien. Por tanto, aquellos religiosos con los que tuvo problemas no se basaban en la Biblia mientras que él debía de conocerla bien para hacer tal declaración.

    Dios es la fuente del conocimiento, la ciencia y dador de ella. Tenemos el ejemplo del rey Salomón, el más sabio de todos los reyes anteriores y por haber porque … 2Cr 1:12 sabiduría y CIENCIA te son dadas; […]

    Os aconsejo que veáis el documental, para que os deis cuenta de que el lugar que Dios creo para nosotros es el mejor para precisamente investigaciones y descubrimientos científicos y para que por medio de las cosas hechas podamos ver su eterno poder y deidad. Rom 1:20

    Saludos. 🙂

  13. Belloto

    Te he censurado tu último mensaje. Sigues con la misma actitud y no te disculpas por acusarnos de ser iguales a los de la inquisición, cuando sabes de sobra que no tienes ningún motivo para hacerlo. Odias a Dios y por reflejo, nos odias a nosotros. Sabes que eres pecador y que tendrás que dar cuenta a Dios algún día si no te arrepientes a tiempo, y eso no te gusta.

    Estás amargado por algún motivo con los religiosos hipócritas, y no eres capaz de diferenciar entre unos y otros. Es una pena porque somos los dos polos opuestos.

    ¿No sabes que precisamente a creyentes como nosotros los martirizó la ICR? ¿Tambien son iguales los primeros cristianos que fueron echados a los leones y perseguidos sin ninguna misericordia? No había nadie más fundamentalistas que ellos; su fundamento era Jesucristo.

    1 Corintios 3:10-11.
    “Conforme a la gracia de Dios que me ha sido dada, yo como perito arquitecto puse en fundamento, y otro edifica encima: pero cada uno mire como sobreedifica. Porque nadie puede poner otro fundamento que el que está puesto, el cual es Jesucristo”.

    Palabras del apóstol Pablo.

    Saludos

  14. Hacía mucho tiempo que no venía pero mis obligaciones me lo impiden, leído detenidamente todo y los comentarios en uno que contesta usted a un tal Belloto le dice:

    No sé de qué confesiones cristianas me hablas, no se puede dar una respuesta a una pregunta tan general. Es cierto que muchas hablan de la fe, pero la fe cristiana aunténtica se basa en lo que Dios ha dicho en la Biblia, y si la lees verás que dice claramente que la salvación viene por la fe exclusivamente.

    Ahora digo yo, leo desde hace tiempo páginas de personas que se denominan cristianas y profesan varias ramas diferentes de religión cada una tiene un nombre, hay muchas. Y todas todas dicen lo mismo que la auntentica fe cristiana de basa en lo que dice Dios en la biblia y a través de la fe viene la salvación. Todas coinciden en lo mismo. Si no se admite como verdadera religión alguna que no sea la que uno profese ¿como es posible que el resto coincida en lo mismo? Si todas las ramas del cristianismo basan sus palabras y convicciones en la biblia y todas dicen que son la verdadera, y no admiten discusión alguna ¿como lo llamo a esto?
    Si quiero pertenecer alguna rama cristiana ¿cual eligo? Si todas a la hora de la verdad me dicen lo mismo sobre la fe y la palabra de Dios.
    Lo que he llegado a tener claro ante todo esto. Es que lo único verdadero es Dios, lo puro, lo divino y quien se debe tener en el corazón es Dios porque todas las religiones existentes que hablan de Dios no se ponen de acuerdo en la forma de vivir la espiritualidad. Y todas se acusan o sacan faltas de la otra. Pues me niego a pertencer alguna, Dios tiene que estar muy disgustado con quien los que discuten por quien lleva la verdad y se olvida que la verdad es solo Dios y nada mas que Dios. Por eso no puedo creer en la religión es imposible. Si tengo fe en Dios estoy salvo, solo oraré a Dios en mi intimidad en mi corazón y punto. No se necesita mas, si tiene que haber un juicio final, será él y solo él quien juzgue y vea quien merece estar a su lado y quien no. Leí en una ocasión ” Yo estoy en tu corazón, en una piedra del camino, en tus manos en todo lo que te rodea, cree en mi y no necestirás mas”
    Con esta frase tan linda ¿quien necesita la religión?. Yo he decido que no la necesito, y ningún lider espiritual, ni iluminado me va convencer de lo contrario. Con las discusiones olvidáis lo mas importante, a nuestro señor.
    Un saludo y espero no ofender a nadie y leaís con detenimiento mi argumento y profundizar en vuestros corazones.
    ¿Merece la pena discutir por quien lleva la razón?

  15. Hola Mariana

    “Si quiero pertenecer alguna rama cristiana ¿cual eligo? Si todas a la hora de la verdad me dicen lo mismo sobre la fe y la palabra de Dios”.

    Me alegro de verte por aqui de nuevo, Mariana.

    A tu pregunta te diré que yo asisto a dos iglesias que me gustan porque verifico que lo que dicen concuerda con la Palabra de Dios. Es tu responsabilidad verificar quien enseña la verdad, y eso se puede saber mirando atentamente a lo que Dios nos ha dejado como guia: Su Palabra revelada a los profetas y por medio de Su Hijo Jesús.

    No se puede simplemente creer en Dios y ya. ¿En qué Dios vas a creer? La Biblia dice claramente que la salvación es por la fe en JESUCRISTO y en ningún otro.

    Hechos 4:12
    “Y en ningún otro hay salvación, porque no hay otro nombre bajo el cielo dado a los hombres en que podamos ser salvos”.

    Yo asisto a una iglesia denominada Calvary Chapel, y a otra de denominación Bautista. Las dos enseñan la Biblia fielmente. Es mi responsabilidad asegurarme que enseñan lo mismo que Jesucristo enseñó, y por lo tanto tengo que pasar tiempo estudiando el mensaje de Dios para los hombres para que ningún maestro falso me engañe.

    ¿No has leido muchas veces aqui lo que Jesús dijo?

    Juan 14:6
    “Yo soy el caminom, la verdad, y la vida. Nadie viene al Padre sino por mi”.

    Saludos cordiales


Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s