Alianza de científicos ateos evolucionistas para combatir al Creacionismo y al Diseño Inteligente

82379-leaf_1_web

Un inteligente y muy bien informado lector llamado Juan nos ha dejado este excelente comentario, el cual he decidido publicar porque dice cosas muy importantes. Muchas gracias, Juan.

Se publicó en la prensa británica(1), no hace mucho tiempo, que un grupo de científicos de ese país había creado una alianza para combatir activamente la proliferación del Creacionismo y del Diseño Inteligente en los dominios de la Gran Bretaña, tanto a nivel de las escuelas como “allí donde haga falta”. Entre estos científicos se destacaban: Sir David Attenborough, Richard Dawkins –por supuesto-, Sir Paul Nurse (que preside la antiguamente afamada Royal Society), Lewis Wolpert, Helena Cronin, y Colin Blakemore, entre otros. Todos ellos formando la “British Humanist Asociation”, los cuales comenzaron su actividad firmando un manifiesto declarando que “es inaceptable enseñar creacionismo y diseño inteligente, ya sea en las lecciones de ciencias naturales o en cualesquiera otras”.

Como centro de operaciones para esta campaña este colectivo abrió una web titulada “Teach evolution, not creationism!”(2), donde se puede acudir para conocer más detalles de los científicos implicados o de declaraciones. Allí nombran a dos organizaciones, con presencia en el Reino Unido, “Truth in Science” y “Creation Ministries International” como culpables de presentarse como científicas defendiendo posturas creacionistas, algo que para ellos es “inaceptable”. Entre otras cosas, aseguran en su web que “el creacionismo y el diseño inteligente no son teorías científicas, sino que se presentan como teorías científicas por algunos religiosos fundamentalistas que intentan promover sus desviadas visiones en las escuelas públicas”. Aseguran que la CMI promociona el Diseño Inteligente en el Reino Unido y que pretende incorporarlo en la enseñanza pública, y que además ha cometido el ‘inaceptable‘ pecado de enviar material creacionista e ID a todas las escuelas del país(3), y también acusan a sus miembros de presentarse como científicos y sus vistas creacionistas como ‘científicas’, algo que este grupo no está dispuesto a tolerar. En una palabra, Evolucionismo y solo evolucionismo. Lo que se salga de ahí debe ser prohibido.

Yo por mi parte voy a aportar algún comentario a la actitud de este grupo de científicos. Que el creacionismo y el diseño inteligente “no sean teorías científicas” es una afirmación muy cínica puesto que esto es así desde el momento en que los evolucionistas, como enemigos de la verdad, prostituyeron el significado de ‘ciencia’ como el conocimiento de la verdad, desviándolo hacia el conocimiento exclusivamente de ” los seres del universo”. En esta ciencia ‘positivista’ lo que vale es lo ‘útil’ no lo ‘verdadero’. Por eso la guerra del evolucionismo no sólo abarca las ideas de Darwin, sino principalmente se libró en los dominios de la teología y de la metafísica. Tenían que desterrar del conocimiento humano estas dos ramas del saber por su capacidad intrínseca de separar la verdad de la mentira. Y ciertamente que lo lograron, pues tanto la teología como la metafísica católicas fueron marxistizadas, y quienes lo hicieron tuvieron que utilizar todo un sistemático asalto de las universidades, seminarios y centros culturales de toda Europa.

Por otra parte, todo lo concerniente a los Orígenes (origen de la tierra y los astros, origen de la fauna y flora, origen del hombre, origen de Israel y de las naciones…) debe situarse en los dominios de la Historia y no en los de la Ciencias Naturales. Y esto es así tanto desde la perspectiva del creacionismo –defendiendo que los orígenes están narrados en el Génesis- como desde el evolucionismo “moléculas- a-hombre”, lo cual tampoco es competencia de las ciencias naturales, sino un historicismo consistente en un presunto surgimiento al azar de la célula nº 1 en el histórico momento T1, después la célula 2ª en el T2, etc.

En el currículo escolar, tanto en el Reino Unido como en cualquier otro país europeo, se encuentran estas dos materias bien diferenciadas, las Ciencias Naturales y la Historia. La Creación ex nihilo es un marco conceptual histórico para los orígenes (OR1) , la evolución darwinista es otro marco histórico contrapuesto al anterior (OR2), la diferencia está en que este último no tiene ningún registro en que apoyarse, o mejor dicho, únicamente se apoya en la imaginación del ateísmo militante.

En cierto modo es legítimo que esos eminentes científicos de la BHA, u otros miembros de agrupaciones europeas paralelas, se opongan a que se enseñe creacionismo y diseño inteligente dentro de las lecciones de Ciencias Naturales, pero bajo ningún concepto pueden prohibir que estos temas se expongan en el área de Historia. Otro aspecto es la cientificidad del creacionismo y del evolucionismo de Darwin. Los datos científicos que se desprenden de los distintos experimentos o investigaciones científicas son neutros, es falso que todo apunte hacia OR2, lo que hay es científicos que hacen encajar esos datos según el marco OR2, y otros que lo hacen con naturalidad según el OR1.

John Baumgardner, Russell Humphreys, Robert Gentry, Maciej Giertych, Robert Bennett, Robin Bernhoft, Christian Bizouard y Guy Berthault son algunos de los científicos que actualmente defienden el marco OR1 para los orígenes, apoyándose en datos extraídos de las más variadas ramas de la Ciencia Natural, de las que algunos de ellos son máximos expertos. ¿Qué significa eso de que el grupo BHA “no está dispuesto a tolerar a que alguien defendiendo el creacionismo se presente como ‘científico’”?. ¿En virtud de qué se quieren ellos arrogar el derecho a conceder-suprimir el título de ‘científico’?.

Finalmente, como dice R. G. Elmendorf, hay una importantísima distinción entre creación y evolución que no suele ser reconocida. La Evolución, además de sus clásicas hipótesis sobre el pasado, hace una ulterior hipótesis asegurando que ésta todavía opera en el presente. La Creación excluye específicamente tal hipótesis, pues la creación es un único fenómeno, realizado por solo Dios en los seis primeros días, y ahora completamente finalizado. Ésta es una diferencia extremadamente significativa, pues haciendo tal hipótesis, la evolución es instalada en el mundo natural, es decir, se coloca en el aquí-y-ahora donde opera la ciencia natural. Entonces por este preciso hecho podría presentarse como una hipótesis científica legítima, cosa que la creación no aspira a hacer. Sin embargo, tomando esta postura, la evolución también está sujeta a las pruebas científicas y a una posible falsabilidad –según los criterios de las ideas científicas. Desgraciadamente para los forofos del evolucionismo las pruebas de falsabilidad ya se han realizado, mediante comparación directa de la evolución con leyes científicas bien establecidas, y la evolución no ha podido superarlas positivamente. La evolución pretende ser un proceso ascendente auto-causado, pero la segunda ley de la termodinámica afirma que todos los procesos sostenidos son descendentes. La evolución postula que la vida viene de la no-vida, pero la ley de la biogénesis asegura que la vida viene sólo de la vida; verdaderamente no comprendemos cómo prestigiosos científicos consideran todavía la abiogénesis (4) como un hecho científico. La evolución postula cambio ilimitado en los seres vivientes, pero las leyes de la genética afirman existir límites absolutos en tales variaciones. Éstas y otras barreras científicas insuperables excluyen de manera categórica que la evolución por medios naturales esté ocurriendo en el mundo de las ciencias naturales, lo que significa que la evolución puede considerarse como científicamente refutada.

Quizás en Europa tengamos poca experiencia de lo que verdaderamente hay en esta guerra abierta “Creación-Evolución”, pues cuando tímidamente se menciona el Creacionismo en la Educación, como en el caso del científico y filósofo polaco Maciej Giertych –que era también parlamentario europeo- quien fue durisimamente atacado en los medios de toda Europa, y apenas se le permitió replicar a las críticas injustas.

En cambio, en Estados Unidos desde hace mucho tiempo operan activamente varios organismos como el BHA británico, empeñados en reprimir desde la base a todo movimiento que se oponga a la tiranía del Evolucionismo. Según indica Judi Hann(5), estos grupos americanos se presentan como víctimas y al mismo tiempo salvadores de la ortodoxia científica, afirmando falsamente que en USA hay gente y grupos que se oponen a la enseñanza de la evolución, y que además han presionado a enseñantes y administradores a que se enseñe la evolución como una “teoría” y no como un “hecho”… cuando la realidad es la opuesta. Judy Hahn afirma:

Aquellos que en USA quieren enseñar la teoría de la evolución como un hecho son quienes desean que no haya otras posibilidades de enseñar los orígenes. La mayoría de los pensadores “creacionistas” o defensores del “diseño inteligente” aceptan que la evolución se continúe enseñando acompañada de la creación/diseño, de tal modo que los estudiantes puedan hacer una decisión libre e inteligente sobre cuál de ellas es más lógica y creíble. El estudiante si elige una u otra, al menos habrá dispuesto de ambas teorías (o hipótesis) sobre las que basar su decisión. En realidad, hay muchos casos documentados en los que la ACLU(6) ha entrado en la escuela de un distrito americano y ha amenazado con acciones legales si el director no eliminaba la enseñanza del diseño inteligente (o la creación) de la lista curricular, incluso a pesar de que la evolución era la “ciencia” principal que se estaba enseñando. Hay muchos grupos que no quieren que se enseñe nada más que la evolución. Quizás temen que al cuestionar la teoría capacite a los alumnos de pensar por sí mismos y deducir que lo que se les está enseñando no es verdad.

NOTAS:

(1). “The Guardian”, 18/09/2011.
(2) http://evolutionnotcreationism.org.uk/
(3) La CMI dice que es falso que hayan enviado material creacionista a todas las escuelas de UK, sino sólo a aquellas que se lo han solicitado.
(4) La abiogénesis es la creencia supersticiosa de que la vida pueda surgir espontáneamente de organismos sin vida.
(5) Judy Hahn. “Analysis Of Evolution and The Nature Of Science”. Este documento se encuentra en Internet.
(6) American Civil Liberties Union.

Published in: on +00002014-12-06T15:11:32+00:0031000000bSat, 06 Dec 2014 15:11:32 +0000UTC 23, 2008 at 11:59 pm12  Dejar un comentario  

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s