No podemos salvarnos por nuestras buenas obras

221

 

Todas las religiones del mundo enseñan que si somos buenos, ayudamos al prójimo, no matamos ni robamos a nadie, vamos a la iglesia, somos buenas madres o padres, hijos o nietos, trabajamos duro para sacar a la familia adelante y darles todo lo que podamos, y otras cosas de merito, si hay un cielo nos salvamos. Lo que siempre dejan fuera es el pecado sexual en todas sus formas, de esto no quiere hablar nadie, en especial hoy día cuando la moralidad sexual ha perdido todos sus frenos.

Sin embargo, Dios dice otra cosa y es la que leemos a continuación.

Tito 3:3-5

“Porque nosotros también éramos en otro tiempo insensatos, rebeldes, extraviados, esclavos de concupiscencias y deleites diversos, viviendo en malicia y envidia, aborrecibles y aborreciéndonos unos a otros.

Pero cuando se manifestó la bondad de Dios nuestro Salvador y su amor para con los hombres, NOS SALVÓ, NO POR OBRAS DE JUSTICIA QUE NOSOTROS HUBIÉRAMOS HECHO, sino por su misericordia, por el lavamiento de la regeneración y por la renovación en el Espíritu Santo.”

Vemos que todos nosotros hemos vivido primeramente en rebelión contra Dios haciendo muchas cosas malas de las que ahora nos avergonzonaríamos si se supiese. Somos pecadores y nuestros pecados nos han separado de Dios. No podemos ser salvos por nuestras buenas obras porque ya hemos hecho muchas malas y tenemos que pagar por ellas.

Por eso es que no podemos ser salvos por nuestras buenas obras, Dios no las puede aceptar no importa cuantas cosas buenas hagamos. Solo hay un camino de salvación, y es el arrepentimiento y el aceptar el regalo del perdón por la sangre de Jesucristo.

1 Juan 1:5, 7

“Este es el mensaje que hemos oído de él y os anunciamos: Dios es luz y no hay ningunas tinieblas en él. Si andamos en luz, como él está el luz, tenemos comunión unos con otros y la sangre de Jesucristo su Hijo nos limpia de todo pecado”.

1 Juan 1:9

“Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados y limpiarnos de toda maldad”.

No confíes en tus buenas obras porque no te pueden ayudar para estar bien con Dios. Confía solo en Jesucristo porque no hay otro camino a Dios.

Juan 14:6

“Yo soy el camino . . .nadie viene al Padre sino por mí”.

Santa Biblia, vs. Reina Valera

 

Published in: on +00002016-08-23T06:08:04+00:0031000000bTue, 23 Aug 2016 06:08:04 +0000UTC 23, 2008 at 11:59 am08  Dejar un comentario  

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s