El Pentecostalismo actual está sacado fuera del contexto Judío exclusivo

Foto de Israel

 

SE QUE A MUCHOS de los que vienen por aquí no les va a gustar leer esto porque asisten a iglesias Pentecostales. Desde siempre que recuerde cuando he estado visitando una iglesia Pentecostal he sentido como que algo no se hace de forma correcta allí. Por entonces no sabía la razón de ello y han sido años de estudiar la Palabra de Dios y profundizar en ella lo que finalmente me ha llevado a comprender las razones por las que ciertas cosas de esas iglesia me inquietaban. Había buenas razones para inquietarse.

AHORA TENGO CLARO que el motivo de esa inquietud era que el Espíritu Santo que conoce las Escrituras a la perfección, sin saber yo exactamente por qué las prácticas de esa denominación me afectaban de esa forma negativa, me susurraba que eso no era bíblicamente el evangelio que corresponde a esta dispensación en la que estamos ahora.

COMO YA LLEVO TIEMPO compartiendo con ustedes en estos últimos meses la diferencia entre la primera iglesia de Jesucristo con Pedro como líder y compuesta solo de creyentes judíos convertidos a Cristo, es la iglesia que recibió los dones de sanidades y de lenguas. Eso fue solo por un tiempo y para un grupo de creyentes que tenían la misión de demostrar al mundo que Jesucristo era realmente el Enviado de Dios y por medio de Su poder es que ellos podían hacer esos milagros. Dios siempre había hecho milagros con su pueblo y lo vemos repetidamente en el Antiguo Testamento. Recordemos que el pueblo de Dios fue Israel desde que Dios llamó a Abraham.

VARIOS AÑOS DESPUÉS eso cambió porque esas señales eran el cumplimiento de una profecía para el pueblo de Dios: ISRAEL.

LA IGLESIA CAMBIÓ CON la llegada del apóstol Pablo y la nueva dispensación de la gracia, y POCO A POCO los dones de sanidades y de lenguas fueron desapareciendo, lo cual podemos leer en los Hechos de los Apóstoles y en las epístolas de Pablo. Si recuerdan, Pedro y los otros apóstoles tenían el poder de sanar a todos los que iban a ellos, pero ni Pablo ni Timoteo ni otros pudieron sanarse de sus propias dolencias. En verdad las cosas cambiaron mucho.

1 Corintios 13:1, 8

“Si yo hablase lenguas humanas y angélicas y no tengo amor, vengo a ser como metal que resuena o timbalo que retiñe. . .El amor nunca deja de ser; pero las,profecías se acabarán, y cesarán las lenguas. . . ”

POR FIN HE DESCUBIERTO cuál es el problema y por qué yo y muchos otros que conozco no podían permanecer en una iglesia que intentará aplicar costumbres bíblicas judías como las lenguas y los dones de sanidades que no se dieron para nosotros los que NO SOMOS judíos, sino que se dieron para ellos y solo para la nación de Israel y para un tiempo limitado nada más.

Santa Biblia, v. Reina Valera 1960

Published in: on +00002017-06-23T10:41:30+00:0030000000bFri, 23 Jun 2017 10:41:30 +0000UTC 23, 2008 at 11:59 am06  Dejar un comentario  
Tags:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s