El apóstol Pablo enseña a compartir el evangelio (primera parte)

La muerte del Señor

Después de llegar a conocer al Salvador del mundo, Jesucristo el Hijo de Dios y Creador del universo (Juan 1:1-10), los creyentes tenemos una misión que cumplir y es la de ayudar a otros a ser salvos antes que tengan que presentarse delante de Dios y dar cuentas de sus pecados. Este es el trabajo más importante que se puede hacer en esta vida y nada se puede comparar a esto porque conocer o no a Jesucristo como tu Salvador personal determinará cómo vas a vivir en la eternidad para siempre.

El apóstol Pablo nos dejó las mejores instrucciones para llevar a cabo nuestra misión. Estas podemos leerlas claramente especificadas en la epístola que le escribió a la iglesia de Corinto.

1 Corintios 2:1-5

”Así que, hermanos, cuando fui a vosotros para anunciaros el testimonio de Dios, no fui con excelencia de palabras o de sabiduría. Pues me propuse no saber entre vosotros cosa alguna sino a Jesucristo y a éste crucificado. Y estuve entre vosotros con debilidad y mucho temor y temblor; y ni mi palabra ni mi predicación fue con palabras persuasivas de humana sabiduría, sino con demostración del Espiritu y de poder, para que vuestra fe no esté fundada en la sabiduría de los hombres sino en el poder de Dios”.

A veces pensamos que debemos convencer a la gente con pruebas científicas o filosóficas ignorando las palabras de la Biblia como si éstas no fueran poderosas o importantes. Eso es un gran error porque precisamente es la palabra de Dios la que tiene poder para derribar los argumentos de los incrédulos.

No es que a veces no se puedan usar algunos argumentos que demuestran que algunas teorías que se hacen pasar por ciencia no son ciencia, pero lo verdaderamente importante es compartir pasajes de la palabra de Dios que nos han llegado directamente de Dios porque es lo que Dios ha preparado en Su sabiduría. Dios conoce los corazones de los hombres porque los ha creado y sabe más que nadie lo que nos va a tocar el corazón para entender que es lo que necesitamos hacer.

Tenemos pasajes específicos en la Biblia para despertar la conciencia de cada uno de nosotros y entender cómo Jesucristo consiguió con su muerte en la Cruz y con su resurrección librarnos de la esclavitud que el pecado es en nuestra vida.

 

Santa Biblia, vs. Reina Valera 1960

Published in: on +00002018-03-13T08:21:22+00:0031000000bTue, 13 Mar 2018 08:21:22 +0000UTC 23, 2008 at 11:59 am03  Dejar un comentario  

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s