¿Existe Dios? ¿De Donde Viene la Moralidad? (Segunda parte)

 

Ahora que hemos dejado claro que el Relativismo es irracional y se autorefuta, veamos de donde viene la verdadera Moral.

La pregunta es: ¿De donde viene la Moral? y ¿Por qué debemos obedecerla?

Para encontrar la fuente de la moral debemos buscar sus características. La moralidad consiste en normas de conducta y motivos, no descripciones de cómo es el mundo.

La moral consiste en mandamientos, no sugerencias.

La moral dice, “haz esto y no hagas aquello”, no “sería bueno que no hicieras esto y que hicieras aquello”.

La moralidad es universal en su alcance y se aplica a toda la gente, en todo lugar y en todo tiempo.

La moralidad es objetiva. El bien y el mal existen fuera de, y aparte de nuestras creencias.

La moralidad es autoritaria. Estamos obligados a obedecer sus mandamientos.

¿Qué clase de ser tiene estas características?

Mandamientos y normas de conducta son formas de comunicación que se intercambian entre mentes capaces de hacerlo.

Porque los valores morales son universales y transcienden a individuos, sociedades, y tiempo, la fuente deber ser universal y trascendente. Como son autoritarias, deben venir de una autoridad, y la autoridad solo puede venir de una persona.

Finalmente, esta persona debe tener el poder de imponer su moralidad sobre nosotros.

Esta persona también debe proveernos la habilidad de saber su voluntad por medio de la intuición.

Por eso, la moral viene de una persona que tiene el poder y la autoridad de imponer la moral en nosotros. Llamamos a esta persona, Dios.

Otra indicación del origen de la moralidad es lo que pasa cuando violamos las leyes morales. No solo tenemos la habilidad de ignorar nuestra intuición y hacer lo que sabemos que está mal, sino que lo hemos hecho muchas veces. El resultado es el sentimiento de culpabilidad.

A veces es obvio hacia quién nos sentimos culpables. Si hemos mentido, nos sentimos culpables hacia la persona que hemos engañado. En otras circunstancias, el objeto de nuestra culpabilidad no es tan obvio. Pero siempre nos sentimos culpables hacia personas, no hacia objetos.

Es razonable sugerir que las leyes morales vienen de un Legislador moral, y es a este Legislador a quién le debemos el poder del sentimiento de culpabilidad.

Si la ley moral es trascendente, universal y autoritaria, tambien debe serlo el Legislador. Si la moral contrae obligaciones, es a este Legislador a quien se las debemos. Si las leyes son prescritas, es el Legislador el que las prescribe.

Este Legislador es a quien llamamos Dios. Sin Dios, el sentimiento de culpabilidad es un estado pasajero de la mente al cual le falta sustancia y es finalmente una idea imaginaria.

¿De Donde Viene la Moral de Dios?   

  La moral de Dios no es arbitraria, no es solo su opinión. Las cosas no son buenas o malas porque Dios lo diga y ya está. Tampoco es porque Dios entiende la moral pero está fuera de Él. Esto haría que Dios mismo tuviera que someterse a esa ley. Entonces Él no sería soberano sobre su Creación. La fuente de la moralidad sería impersonal, lo que le restaría autoridad.

Hay una tercera posibilidad que es coherente y demuestra el objetivismo moral. Es la siguiente: El bien es el reflejo del carácter intrínseco de Dios. Sus preferencias son extensiones de su carácter, no una decisión arbitraria por su parte. Porque su carácter no cambia, la moral está fundada en el carácter y atributos de Dios y es una moral eterna para todos los pueblos, gente, y épocas.

Dios es perfecto y sus leyes son perfectas.

Salmo 19:7-11
7 La ley de Jehová es perfecta, que convierte el alma;
El testimonio de Jehová es fiel, que hace sabio al sencillo.
8 Los mandamientos de Jehová son rectos, que alegran el corazón;
El precepto de Jehová es puro, que alumbra los ojos.
9 El temor de Jehová es limpio, que permanece para siempre;
Los juicios de Jehová son verdad, todos justos.
10 Deseables son más que el oro, y más que mucho oro afinado;
Y dulces más que miel, y que la que destila del panal.
11 Tu siervo es además amonestado con ellos;
En guardarlos hay grande galardon.

Ref. Guide to Christian Apologetics/Holman Quick Source

Biblia Reina Valera

Published in: on -12002010-01-31T11:57:59-12:0031000000bDom, 31 Ene 2010 11:57:59 -1200-12:00 23, 2008 at 11:59 am01  Comments (10)  
Tags:

Convergencia: ¿Explicación, o táctica retórica de emergencia?

 

26 enero 2010 — Los medios de comunicación nos dicen que los murciélagos y los delfines dieron con la misma ruta genética para evolucionar la ecolocación —a pesar de que se encuentran en linajes evolutivos inmensamente dispares y a pesar de que usan la ecolocación de manera diferente (los primeros en el aire, los segundos en el agua). Por cuanto es inconcebible que un supuesto antecesor de estos animales tan diferentes, antecesor que hubiera sido parecido a las musarañas, hubiera estado dotado de ecolocación, los biólogos pretenden que los delfines y los murciélagos siguieron la misma ruta evolutiva, hasta la evolución de una molécula solitaria. ¿Es esto una explicación de cómo llegaron a poseer estos rasgos, o una táctica retórica con la que se quiere salvar a la teoría evolutiva del choque con la realidad?

 

Los murciélagos y los delfines, unos seres que según la tesis evolucionista divergieron desde las etapas más antiguas de los mamíferos y tuvieron que adquirir sus rasgos específicos independientemente. ¿Cómo se explica su identidad genética en un dispositivo esencial para la ecolocación? Dar la Convergencia como explicación es una táctica retórica de asignar un nombre a un problema, en lugar de proporcionar una explicación dentro del paradigma materialista que se pretende defender. En realidad, tenemos la aplicación de unas soluciones tecnológicas semejantes a seres muy dispares para las propias necesidades de cada género de vida. Esto es consonante con la acción de un Creador que aplica un mosaico de recursos según a Él le place para cada género de vida (Apocalipsis 4:11). Fotografía superior: Mnolf, 2005. Fotografía inferior: S. Escuain, 1982.

 


Science Daily y New Scientist se hacían ambos eco de las conclusiones de dos artículos en Current Biology.1,2 Estos artículos comunicaban que los árboles filogenéticos basados en el gen coclear Prestin incorporan juntamente los delfines tursiops y los microquirópteros. Afirman que han excluido todas las demás hipótesis (como transferencia horizontal de genes, ADN, contaminación, paralogía genética, atracción de ramas largas y frecuencias aminoácidas prejuiciadas) como improbables, de modo que las semejanzas tienen que explicarse mediante «convergencia». En resumen, la selección natural habría convergido hasta dar el mismo conjunto genético de mutaciones del gen Prestin porque la ecolocación era adaptativa.3 El primer artículo concluía: «Con todo, nuestros resultados de convergencia de la secuencia adaptativa entre dos grupos sumamente divergentes que comparten un fenotipo complejo no tiene precedentes y sugiere que la convergencia de secuencia puede ser más común de lo que se sospechaba hasta ahora».

Pero, ¿qué significa la convergencia? ¿Es acaso una ley de la naturaleza? ¿Es un concepto que comunica conocimiento, o es un término que se usa para encubrir la ignorancia? Esta explicación da mucho por supuesto. ¿Cómo saben hasta qué punto esta proteína en concreto es esencial para la ecolocación sobre otros componentes de los órganos de ecolocación que no son convergentes? Si la ecolocación es un rasgo tan intensamente adaptativo, ¿por qué no evolucionó en todos los cetáceos y en todos los murciélagos, así como en los castores, los leones marinos y todos los mamíferos nocturnos, que se supone hubieran podido usarla para buen fin? Si la respuesta a esta pregunta es la contingencia, entonces, ¿en qué difiere la convergencia de la hipótesis nula —esto es, de la no explicación, de que «las cosas pasan porque sí»?

Una reseña de los dos artículos en el mismo número de Current Biology4 revelaba que la explicación de la convergencia no está tan clara. Gareth Jones (U de Bristol) recordaba a los lectores que las filogenias moleculares a menudo entran en conflicto con las filogenias morfológicas o entre sí. «Una cuestión clave es si la evolución convergente, adaptativa, domina las señales filogenéticas, o si la evolución neutral predomina sobre cualquier selección natural impulsada por convergencia cuando se formulan inferencias filogenéticas», sentenciaba. «En genes mitocondriales de reptiles, aunque la convergencia molecular es evidente, las fuerzas selectivas específicas que impulsan tal convergencia no son obvias.» Observaba que las modificaciones de la prestina pudieran deberse a necesidades adaptivas para oír altas frecuencias, pero observaba que otros animales, como algunos ratones, se comunican con altas frecuencias, pero que no presentan la firma de la prestina convergente. Observaba también que el nuevo árbol filogenético de los quirópteros basado en prestina entre en conflicto con otros árboles filogenéticos basados en análisis genéticos a gran escala de ADN tanto nuclear como mitocondrial: «Por tanto», decía, «las señales filogenéticas basadas en secuencias de genes funcionales pueden ser engañosas al reconstruir la historia evolutiva de los quirópteros».

El estudio sobre la prestina en realidad genera problemas adicionales. Decía Jones que «hace resaltar la necesidad de evitar el uso de supuestos genes funcionales para estimar la historia evolutiva». Los investigadores tendrán que incorporar más conjuntos de datos, y considerar los efectos de la deriva neutral al construir árboles filogenéticos. Así, para encontrar la firma de la selección natural se precisará de selección humana: «una cuidadosa selección de los datos genéticos que son probablemente neutros» (secuencias de intrones, por ejemplo). «¿Pero cómo seleccionará el investigador los conjuntos de datos que producen la inferencia a que él desea llegar sin caer en el argumento circular? Se podría seleccionar un conjunto de datos que produce una firma de selección natural sobre otros conjuntos de datos que no lo hacen. Por ello, no sería la firma de la naturaleza misma. E incluso así, según Jones es posible que los ejemplos de convergencia molecular sean infrecuentes. Esto significa que su utilidad para inferir selección natural puede ser limitada, a pesar de todo el aplauso de parte de la prensa popular.


1. Liu, Cotton, Shen, Han, Rossiter and Zhang, «Convergent sequence evolution between echolocating bats and dolphins», Current Biology, Volumen 20, Número 2, 26 enero 2010, Pp. R53-R54, doi:10.1016/j.cub.2009.11.058.

2. Li, Liu, Shi, y Zhang, «The hearing gene Prestin unites echolocating bats and whales», Current Biology, Volumen 20, Número 2, 26 enero 2010, Pp. R55-R56, doi:10.1016/j.cub.2009.11.042.

3. Para información acerca de la prestina, una extraordinaria enzima motora en el oído interno, véase la entrada en 07/31/2007 y los enlaces que se dan en la misma.

4. Gareth Jones, «Molecular Evolution: Gene Convergence in Echolocating Mammals», Current Biology, Volumen 20, Número 2, 26 enero 2010, Pp. R62-R64, doi:10.1016/j.cub.2009.11.059.

En la tierra de la Jerigonza, un científico llamado Niwrad formuló una teoría de todo a la que llamó Galumph. Con un gozo frabjoso, investigó todas los seres de los borogoves con su aprendiz, Ecallaw. Descubrió que las aves Jubjub tenían ojos redondos y que los mome raths, aunque parecidos, tenían ojos cuadrados. Esto es debido al Galumph, explicó. El Bandersnatch y el Jerigonzo, aunque parecen muy diferentes, tienen ambos ojos redondos. «El Galumph vuelve a demostrar su eficacia!», dijo Niwrad con alegría. «¿Pero cómo puede ser?», farfulló Ecallaw con una mirada elpinera, «si son tan diferentes en todos los demás respectos». «¡Callooh! Callay!», exclamó frumiosamente Nirwad. «Esto demuestra aun más la potencia del Galumph. Lo primero es un caso de Galumph Paralelo. Este caso es de Galumph Convergente. ¿Lo ves? El Galumph lo explica todo. ¡Vamos, y se lo diremos a Amarillix, nuestro publicista propiguindo, que anuncie nuestro triunfo científico a la gente de la calle! Hemos acabado con el misterio del Jerigonzo con el Galumph. ¡El Galumph ha eliminado el brillig de nuestros taimados enemoquis, y nos ha dado la Ilustración!»

La «convergencia» es una explicación tan llena de sentido y convincente como la anterior. Por otra parte, dando por supuesta la existencia de Dios, y si era su intención demostrar la imposibilidad de un desarrollo materialista de la vida por evolución, difícilmente hubiera podido hacerlo mejor para demostrar tanto la unidad como la diversidad en las plantas y en los animales que con ramas entrecruzadas vinculando linajes no relacionados con rasgos semejantes. Esto demostraría simultáneamente la realidad de un solo Creador (frente al politeísmo) y la imposibilidad de que estas complejas especies y estas complejas dotaciones funcionales hubieran emergido de forma natural mediante descendencia común. Por lo que se refiere a las diferencias entre especies de murciélagos, es también mucho más fácil explicarlas mediante pérdida de características que por una ganancia de innovaciones de nuevos sistemas complejos. Pero los darwinistas, empeñados en su visión materialista del mundo, han acuñado un término como el Galumph, llamado Convergencia, para proteger sus creencias frente a la realidad. Para ver hasta qué punto usan este truco retórico, se puede examinar la lista

parcial de Brett Miller de increíbles semejanzas entre seres no relacionados en su ensayo en ingles The Convergence Concoction. Como se expone en su última viñeta, es mucho más fácil para unos científicos perezosos decir: «¡Evolucionó!» que considerar las implicaciones de los datos objetivos. Otro recurso acerca de este potaje explicativo que se vende como Evolución Convergente se puede encontrar en este artículo en el portal Explore Evolution, sección II D. En castellano existe un interesante artículo tocando diversos aspectos del concepto de Convergencia, Convergencia y el origen del hombre.

Puede parecer impresionante en los artículos científicos la cantidad de trabajo detallado realizado por científicos para llegar a sus explicaciones de Galumph. ¿Cómo pueden estar equivocadas todas estas técnicas analíticas como el análisis bayesiano, el software que genera árboles filogenéticos a partir de entradas de datos genéticos, junto con las manipulaciones matemáticas, una jerga inescrutable, tablas, gráficas y montones de datos suplementarios? ¿Cómo puede estar equivocado si parece tan correcto? Pero si la conclusión de este puente sobre aguas turbulentas es «¡Galumph! Las cosas pasan porque sí», no importa. Un trabajo detallado no es ciencia en sí. Sin duda alguna se pueden encontrar montones parecidos de procedimientos complejos y de manipulación de datos en los textos de alquimia y de astrología. La formulación de la Ley de que Las Cosas Pasan Porque Sí (LCPPS) con eufemismos no produce conocimiento. Y al omitir la inclusión de explicaciones de arriba abajo en su lista de trabajo, desechan abordar la explicación más creíble. En todo caso, este parloteo acerca de la Convergencia no es una explicación; es Jerigonza disfrazada de significado.


Fuente: Creation·Evolution HeadlinesConvergence: Explanation or Rescue Device? 26/01/2010
Redacción: David Coppedge © 2010 Creation Safaris – www.creationsafaris.com
Traducción y adaptación: Santiago Escuain — © SEDIN 2010 – www.sedin.org


No hay nada nuevo debajo del sol: Los darwinistas estaban ya inventando cuentos hace ocho años. Nos estaban diciendo que las aves evolucionaron al vuelo por amor (Las aves — ¿evolucionaron al vuelo por amor?), que los ojos compuestos evolucionaron y devolucionaron múltiples veces (¿Los ojos compuestos evolucionaron en múltiples ocasiones?). Estas y muchas otras cosas podrían llevar a algunos lectores a preguntarse si hay murciélagos en el campanario evolucionista (La evolución de los murciélagos: Retórica frente a la ausencia de datos).


Publicado por Santiago Escuain para Boletín de SEDIN el 1/31/2010 07:17:00 PM

Published in: on -12002010-01-31T07:17:19-12:0031000000bDom, 31 Ene 2010 07:17:19 -1200-12:00 23, 2008 at 11:59 am01  Dejar un comentario  
Tags:

¿Existe Dios? Argumento Moral (Primera Parte)

El Relativismo enseña que las sociedades o individuos deciden que es bueno o malo y que esos valores son diferentes de una cultura a otra.

Por ejemplo, en México se considera inmoral el aborto y está prohibido, pero en Estados Unidos, Europa y otros lugares del mundo el aborto está permitido.

En China el aborto es requerido, y las parejas solo pueden tener un hijo.

El relativismo cultural dice que debido a que cada cultura tiene su propia moralidad, y porque estas difieren, no debe existir una moralidad objetiva.

Hay varios problemas en esta forma de pensar. Una es que  el observar como hacen las cosas en cada cultura es solo eso, observación y nada más. La normas morales no son descripciones de cómo son las cosas. La moral prescribe la forma en que las cosas deben ser. Solo porque algo sea de una forma no quiere decir que deba ser así.

Otro problema con el relativismo cultural es la implicación que al haber respuestas diferentes para una situación, quiere decir que no hay una sola respuesta correcta, justa.

El que en China se requiera el aborto no quiere decir que no haya una verdad sobre si el aborto es justo o no.

Si alguien no está de acuerdo con este relativismo cultural, el relativista, para ser consistente, debe aceptar que el que no haya acuerdo entre la gente  no demuestra que no hay punto de vista erróneo en la teoría moral. Por lo tanto, igual de correcto debe ser el creer que es inmoral practicar el aborto como el creer que es no lo es.

Moralidad Objetiva

 La moralidad conlleva un sentido de obligación y deber, que es universal, autoritativo y que se sobrepone a las consideraciones culturales, el tiempo y el lugar.

Para entender nuestras obligaciones morales no vamos a la ciencia. La ciencia investiga el mundo físico, recopila  datos y llega a conclusiones de acuerdo a los datos.

Los científicos no nos dicen lo que debe ser, solo lo que va a pasar de acuerdo a las circunstancias.

Si la moralidad no se puede basar en las descripciones del mundo, tampoco se derivan de la razón.

La razón nos ayuda a reconocer las contradicciones, pero no la moralidad de los preceptos.

Hay varias formas de demostrar que todo el mundo, incluidos los relativistas, de hecho creen en la moralidad objetiva.

Este es un ejemplo:

Christian Schaeffer, conocido “pensador” cristiano, estaba una vez hablando con varios estudiantes, uno de los cuales no estaba de acuerdo con la moral objetiva de Schaeffer. El estudiante estaba convencido que no había diferencia entre la crueldad y la no crueldad. Otro estudiante que escuchaba la conversación decidió poner a prueba su creencia. Cogió una tetera llena de agua hirviendo y la suspendió sobre la cabeza del primer estudiante como si estuviera a punto de verter el agua sobre él. Entonces dijo: “No hay diferencia entre la crueldad y la no crueldad”.

El primer estudiante se levantó y se fue de la habitación.

Otro ejemplo:

El filósofo J. P. Moreland nos cuenta de una vez que hablaba del relativismo con un estudiante en su dormitorio. El estudiante decía que lo que era cierto para Moreland era cierto para él, y lo que era cierto para el estudiante no era menos cierto aunque no coincidieran.

Moreland le dió las gracias al estudiante y cogiendo su equipo estereofónico se preparó para marcharse. El estudiante, como se esperaba, empezó a protestar. Moreland le dijo al estudiante que estaba de acuerdo con él,  que la moralidad era un asunto personal y que para él el robar no era malo. “Está bien que tú creas que lo es,  pero no debes imponerme a mí tus creencias”.

 

 

Ref. Holman´s Guide to Christian Apologetics, Goug Powell

 

 

PD. Esto demuestra también la irracionalidad del relativismo cultural. No pueden practicar su propia filosofía.

Published in: on -12002010-01-28T04:13:42-12:0031000000bJue, 28 Ene 2010 04:13:42 -1200-12:00 23, 2008 at 11:59 am01  Comments (8)  
Tags:

Ateísmo es Religión/Video

 

 http://abcnews.go.com/video/playerIndex?id=9650818

 

LA RELIGIÓN DEL ATEÍSMO

La Universidad de Harvard tiene su propio capellán para ministrar las necesidades de los estudiantes ateos, exactamente igual que los creyentes tienen su capellán en lugares tan diversos como los hospitales, las fuerzas armadas, el gobierno, e innumerables instituciones.

Las noticias de la cadena estadounidense ABC nos trajo esta entrevista anoche con Greg Upstein el capellán de Harvard. Aunque esta situación no sea nueva, ahora se está dando a conocer debido a las pretensiones de Epstein de crear congregaciones por todo el país y, ojo al dato, las reuniones se celebrarán en Domingo también, y podrán celebrar bodas, y otras ceremonias necesarias con las necesidades de los miembros. Dijo que quiere imitar las congregaciones religiosas. ¿Qué interesante? ¿Por qué querría hacer tal cosa? Esta es la evidencia de lo que había dicho en otras ocasiones; la Corte Suprema de Estados Unidos ha clasificado el Humanísmo y el Ateísmo como religiones. Debe ser por esto que instituciones como la Universidad de Harvard, y seguramente otras, pueden tener un capellán.

Este chico ha escrito un libro titulado “Good without God”, en la misma linea de los libros de Dawkins y demás ateos conocidos. ¡Que ironia! Acabo de publicar en este blog el artículo “No hay otra salída¨, donde se explica claramente que no hay nadie bueno ante los ojos de Dios.

¿Quién puede ser bueno sin Dios? ¿Quién decide lo que es ser bueno, especialmente cuando estos mismos ateos creen en el Relativismo?

Ahora es un buen momento para meditar en esta situación de la Universidad de Harvard y en su capellán.

logos77 

  

Published in: on -12002010-01-25T02:07:19-12:0031000000bLun, 25 Ene 2010 02:07:19 -1200-12:00 23, 2008 at 11:59 am01  Comments (116)  
Tags:

No Hay Otra Salida (Cuarta Parte)

 

 

Cristo, el único Salvador

Querido amigo, hasta ahora he tratado del camino del hombre –religión, obras, mandamientos, moralidad—y he probado su falsedad. Volvamos ahora al camino de la salvación de Dios.

Solamente hay uno que puede salvar y este uno es el Señor Jesucristo. “Yo soy el camino… nadie viene al Padre, sino por mí” (Juan 14:6).

“YO”, Jesucristo. No hay otro. Ni la religión, ni la moralidad, ni las buenas obras. Cristo, el Hijo de Dios, es el único y solo camino. Nadie puede ir a Dios, sino por Él. Ni por Moisés, ni por Buda, ni por Mahoma, ni por Confucio. Ni por un sacerdote, ni por un ministro, ni por el papa, ni por Maria. Sólo por Cristo. ¿Quieres dejarle salvarte?

“Y en ningún otro hay salvación; porque no hay otro nombre bajo el cielo dado a los hombres en que podamos ser salvos”. (Hechos 4:12). ¡Qué versículo! No hay otra afirmación más clara en la Biblia. La salvación no está en ningún otro, ni en otra iglesia, ni en otro indidviduo. ¿Quieres creerlo? No hay otro nombre bajo el cielo dado a los hombres que se pueda comparar con el nombre de Jesús.

“Llamarás su nombre JESUS, porque Él salvará”. ¿Quieres que te salve? “Al que a mí viene no le echo fuera” son sus propias palabras. Él podría despedirte o recibirte. Dice que no te echará fuera. Entonces, ¿qué hará? Te recibirá. Gracias a Dios por tal Salvador.

¿Qué debo hacer?

Quizá pienses que porque Dios ha provisto la salvación no hay nada que hacer, que Dios, si quiere, ya te aplicará los méritos de Cristo y te llevará a la gloria cuando mueras, a causa de su propia bondad.

¡Qué equivocación! ¿No ves que su bondad te invita a aceptar su ofrecimiento de salvación? La Biblia dice: “Escoged, tomad, recibid”. La salvación ha sido provista, pero tú debes aceptarla. El doctor puede recetarte la medicina, pero no te hará efecto si no la tomas. Tienes que recibir a Cristo si has de ser salvo.

Amigo, acepta a Cristo. “A todos los que le recibieron… les dio potestad de ser hechos hijos de Dios” (Juan 1:12).

Únicamente los que le reciben son hijos suyos. Nadie es obligado a aceptar la salvación. No podemos conseguir nada sin hacer una decisión; no podemos alcanzar la salvación sin tomarla. Una elección es absolutamente necesaria. Entonces, recibe a Cristo y recíbele ahora.

Recuerda que hay diferencia entre creer con la cabeza y recibir con el corazón. Tú crees que el ascensor puede bajarte, pero no desciende hasta que actúas de acuerdo con tu creencia y te meter en él. Tú crees que el tren te puede llevar a tu destino, pero no alcanzas tu destino hasta que no obras de acuerdo con tu creencia y entras en el tren. Tú crees que Jesús te puede salvar, pero no serás salvo en tanto que no obres de acuerdo con tu fe y confíes en Él.

Debes elegir a Cristo, aceptarle, descansar en Él, entregarte a Él. Esta confianza es la que salva. ¿Por qué no confías en Él ahora?

Ahora es el momento

 Quizá sepas que no eres salvo, pero estás posponiendo el serlo por algún tiempo.

Para Dios el futuro no existe. “He aquí ahora el tiempo aceptable; he aquí ahora el día de salvación” (2 Corintios 6:2). El tiempo está cercano. Ahora es el momento de decidir; mañana puede ser demasiado tarde.

Eres libre de hacer lo que quieras, pero, por amor a ti mismo, no demores tu decisión por más tiempo. Recibe a Cristo y recíbele ahora. En este momento la Vida Eterna puede ser tuya. En este instante puedes ser salvo. Si Satanás te puede persuadir de que retrases tu decisión, puedes perderte para siempre. Ven, pues, y acéptale ahora. “Buscan al Señor mientras pueda ser hallado, llamadle en tanto que está cercano” (Isaías 55:6). Vendrá tiempo cuando no pueda ser hallado; por tanto, recíbele inmediatamente.

 

Ref.  Oswald Smith.

l

Published in: on -12002010-01-24T15:10:52-12:0031000000bDom, 24 Ene 2010 15:10:52 -1200-12:00 23, 2008 at 11:59 pm01  Comments (3)  
Tags:

Ateismo, Humanismo es una Religión// Confirmado

¿Es el Ateismo y el Humanismo una religión? ¿Son los ateos religiosos? Durante mucho tiempo los ateos han tratado hacernos creer que su filosofía no es una religión, pero esta noche ha sido confirmado ante mis propios ojos.

Acabo de ver un reportaje en las noticias nacionales de la cadena ABC en Estados Unidos, en la cual nos dicen que un tal Greg Epstein de la universidad de Harvard, se ha constituido nada menos que en ¿capellán? de dicha universidad. Como dicen en partes de Andalucía, ¡toma ya!

Este hombre ha escrito un libro en el que explica que se puede ser “bueno” sin creer en Dios.

Piensa crear un movimiento de congregaciones ateas a través de éste país. ¡Que buenas noticias! Por lo menos este hombre es sincero y no intenta engañar a nadie como hacen otros ateos. En esto lo alabo. Si el pobre hombre no puede o no quiere creer en Dios, pues no hay problema, él es libre de hacer lo que quiera.

Los que han quedado delatados por esta situación son los ateos que niegan que su fe sea una religión, que es lo que veníamos diciendo los creyentes. En este grupo se encuentran los evolucionistas, los cuales están en peores condiciones que los otros, ya que encima de ser ateos no son honestos reconociendo sus creencias por lo que son, una fe, una religión, y eso ya es más grave.

Esto confirma lo que he venido diciendo; que la Corte Suprema de Estados decretó hace tiempo que el Humanismo y el Ateismo son religiones. Esto se ha confirmado hoy, pues no se puede ser clasificado como capellán si no perteneces a un grupo religioso.

Esto explica también el por qué de la persecución de los creyentes a manos de los evolucionistas ateos, los cuales los exponemos por lo que son, religiosos fundamentalistas ateos. Esto también nos debe hacer meditar en los motivos que estas personas tienen para enseñar en los colegios el naturalismo, el cual es de naturaleza atea total y de lo más militante.

Y es por ésto que podemos considerar a los evolucionistas ateos como los fundamentalistas de esta religión. También es por esto que cualquier cristiano que se una a ellos para colaborar en la difusión de esta filosofía está participando en una religión que niega la existencia de Dios.

El ateo capellán de la Universidad de Harvard está confundido y perdido, pero me inspira lastima al ver su confusión. Quizás si lo conociera en persona sería distinto, pero ahora por lo que oí en las noticias, este hombre joven es una victima de un hogar donde no se conocía a Dios y ahora quien sabe por qué se ha vuelto en contra de Él.

Oremos por Greg.

logos77

Published in: on -12002010-01-24T12:44:45-12:0031000000bDom, 24 Ene 2010 12:44:45 -1200-12:00 23, 2008 at 11:59 pm01  Comments (13)  
Tags:

No Hay Otra Salida (Tercera Parte)

Continuamos con Caminos Errados

Mandamientos

Otras personas piensan que pueden salvarse porque, según ellas, guardan los mandamientos de la Ley de Dios.

Pero Jesús dijo: “Ninguno de vosotros cumple la ley” y le creo a Él más que a ti. Tú no has guardado los mandamientos y lo sabes. En una u otra ocasión de tu vida quebrantaste cada uno de ellos de una forma o de otra. La Biblia dice: “Cualquiera que guardare toda la ley, pero ofendiere en un punto, se hace culpable de todos (Santiago 2:10). Con un solo punto, un pecado, un mandamiento quebrantado, y has quebrantado toda la ley.

Entonces, estás sentenciado, estás condenado; eres un pecador. Has traspasado la ley y eres culpable.

¿Qué harás ahora? “Ah—dirás–, voy a doblar la hoja y a vivir una vida justa. No volveré a quebrantar los mandamientos”. ¿No? Eso no es muy seguro; con toda franqueza, no me atrevo a confiar en ti. Pero supongamos que puedes hacerlo: ¿Qué tal del pasado? ¿Y los mandamientos quebrantados? ¿Los pasará Dios por alto?

Seguro que no. Habrás de responder de cada pecado a no ser que permitas que Cristo conteste por ti. Él nunca quebrantó los mandamientos, vivió sin pecado; guardó la ley perfectamente. Pero debido a que tú no la podías cumplir, tuvo que hacerse una expiación y ofrecer un sacrificio. Y ahora Él, el Cordero de Dios es mi sacrificio. ¿Por qué no le permites que también sea el tuyo? Las páginas limpias son hermosas y una vida limpia es ideal, pero recuerda que tienes que admitir las viejas páginas con sus manchas de pecado. Dios no las pasará por alto. Deben ser lavadas y limpiadas. Toda deuda debe ser cancelada. ¿Y qué puede limpiar tu pecado? Sólo la sangre de Jesús.

La reforma es buena, pero no imparte vida, no cambia el corazón. Puedes vestir a un soldado raso con el uniforme de oficial, pero sigue siendo un soldado raso. Puedes adoptar las formas y el lenguaje de un cristiano, pero seguirás siendo un pecador. “Es necesario nacer otra vez”.

Suponte que tienes una factura pendiente de pago en una tienda y que un día te dispones a pagarla, pero no lo haces. ¿Borrará esto tu deuda? Seguro que no; la deuda quedará allí hasta que sea cancelada. Puedes volver la hoja si quieres, puedes disponerte a guardar los mandamientos si te es posible, pero ¿qué hay de los ya quebrantados?

Imagina que alguien va y paga tu deuda. ¿Qué pasa entonces? Que puedes empezar de nuevo. Paga hasta ahora y todo irá bien.

Querido amigo, Cristo pagó tú deuda. Él ha expiado todos los mandamientos que tú has quebrantado, todos los pecados que has cometido. Créelo, dale las gracias y sé libre.

Tan razonable es hablar de guardar la ley para ser salvo como ofrecer un libro de medicina al enfermo de un sanatorio. Él tiene un cáncer y necesita ser curado. Tú también estás enfermo: tienes el cáncer del pecado. Necesitas a alguien que te quite tu enfermedad y te dé su salud, no un libro de medicina.

Pablo tuvo una batalla interminable con los judaizantes de su día acerca de la ley. La llamó “La religión de los judíos” y se volvió de ella a Cristo. Escucha ahora lo que escribió:

“Por las obras de la ley ningún ser humano será justificado delante de él… pero ahora, aparte de la ley, se ha manifestado la justicia de Dios… Concluimos, pues, que el hombre es justificado por la fe sin las obras de la ley” (Romanos 3:20-28). “Por la ley ninguno se justifica” (Gálatas 3:11) “El hombre no es justificado por las obras de la ley… “Si por la ley fuese la justicia, entonces por demás murió Cristo” (Gálatas 2:16-21).

Ref. Oswald Smith

Published in: on -12002010-01-24T11:20:44-12:0031000000bDom, 24 Ene 2010 11:20:44 -1200-12:00 23, 2008 at 11:59 am01  Dejar un comentario  
Tags:

¿Evolución o Creación? Fósiles Asombrosos

 

Fósiles asombrosos — ¿respaldan a Darwin?

19 marzo 2009 — En fechas recientes se han descubierto algunos fósiles dignos de nota. Según las informaciones, los científicos no están seguros acerca de cómo considerarlos, aunque se aplica una abundante jerga evolucionista a la interpretación de los mismos.

 

Pulpo común, octopus vulgaris
Fotografía: Albert Kok

  1. Pulpo: El más antiguo pulpo fósil es pulpo al 100%. Un excepcional fósil bien preservado, tan difícil de encontrar como un estornudo fosilizado, según la publicación Live Science, exhibe todos sus tentáculos, ventosas e incluso la bolsa de tinta. Los especímenes, descubiertos en roca del Cretáceo en el Líbano, empujan la fecha evolutiva para los pulpos fósiles en decenas de millones de años atrás, hasta 95 millones de años antes del presente. Aunque el descubridor dijo que «esto proporciona una importante información evolutiva», quedó sorprendido al constatar cuán parecido es el fósil a las especies vivientes. «Estos seres tienen 95 millones de antigüedad, y sin embargo uno de los fósiles es casi imposible de distinguir de las especies vivientes», afirmaba Dirk Fuchs de la Universidad Libre de Berlín. Se suponía que los pulpos primitivos tendrían aletas carnosas a lo largo de sus cuerpos. «Los nuevos fósiles están tan bien conservados que se demuestra que, lo mismo que los pulpos actuales, no tenían estas estructuras», nos dice. National Geographic publica una fotografía detallada del pulpo, con tentáculos, ventosas, y todo. Un sitio web dedicado al DI, Intelligent Design and More, analizaba las consecuencias de este fósil para la teoría de la evolución.
  2. Antigua seda de araña: La más antigua muestra de seda de telaraña se encontró en ámbar en East Sussex, Reino Unido, este mes de marzo de 2009. BBC News decía que tiene 140 millones de años. Algunos fragmentos de ámbar de las capas del Cretáceo se encontraban en la superficie de la playa. El artículo no se refiere a ninguna evolución de las arañas —se limita a afirmar que se trata del más antiguo ejemplo conocido de seda de araña. Un profesor de Oxford decía: «Si se confirma —y me parece que tenemos buenos datos que lo avalan— entonces sería la más antigua telaraña conservada y la más antigua seda fósil, me parece, en el registro fósil». Esto significa que las hileras de las arañas ya tenían todo el sistema de hileras para mezclar las sustancias químicas de este complejo material y tejer su tela.
  3. Un anómalo Anomalocarídido del Esquisto Burgess: Otro extraño ser, procedente del Esquisto Burgess del Cámbrico, aparecía anunciado en Science.1 Éste, llamado Hurdia, se parece al mejor conocido depredador Anomalocaris, pero con un carapacho en la parte anterior (véase National Geographic para una reconstrucción artística). Live Science lo calificaba de monstruo en miniatura. Se le estima una longitud de un metro.

Aunque en el artículo se prometía explicar en detalle «su importancia para la temprana evolución de los euartrópodos», el término «evolución» nunca aparece en el cuerpo del artículo. Los autores sí que dijeron que «El análisis filogenético que realizamos sitúa a Hurdia como hermano de un grupo compuesto por Anomalocaris y Laggania, donde estos tres taxones forman un clado en el grupo troncal de los euartrópodos». Por tanto, no se expone ninguna progresión ancestral, a no ser que el Anomalocaris fuese una especie posterior que perdiese el carapacho —pero esto representaría regresión, no evolución. Los autores dicen: «Si el carapacho es homólogo con el escudo cefálico del euartrópodo, esta cubierta cefálica puede haberse originado antes del último antecesor común de los anomalocarídidos y de los euartrópodos superiores». Pero esto son meras especulaciones. No sirve de nada para la teoría evolucionista, porque hace retroceder el origen del carapacho más en el pasado sin formas de transición.

Anomalocaris
Fotografía: Alpha.prim

  1. Un Dino-enano: Uno de los dinosaurios más diminutos que se conocen se descubrió en Canadá. EurekAlert informa que era más pequeño que un gato doméstico y que probablemente comía insectos, pequeños mamíferos y otras presas. «El Hesperonychus es actualmente el dinosaurio más pequeño que se conoce en Norteamérica», observaba un miembro del equipo que realizó el descubrimiento. «Pero su descubrimiento simplemente resalta lo poco que realmente sabemos, y suscita la posibilidad que que los hay todavía más pequeños esperando que se les descubra.» No se dice nada de cómo evolucionó esta especie. Infirieron que este ser era adulto por los huesos pélvicos fusionados. Live Science también comunicaba este hallazgo.Siguiendo con los dinosaurios, EurekAlert comunicaba también el descubrimiento de especímenes de Sinornithomimus adolescentes en Mongolia. Los descubridores suponen que éstos murieron al quedar atrapados en un llano fangoso. Infieren que los jóvenes son representantes de una manada que pereció junta. Los esqueletos exhibían una conservación exquisita y estaban orientados en unas direcciones similares, lo que sugiere que perecieron juntos en un breve espacio de tiempo.
  1. Dinosaurio peludo: Nature News anunciaba otro «dinosaurio emplumado» de China, pero su relación con las aves parece dudosa. Se encontraron filamentos integumentarios por el lomo del Tianyulong confuciusi; las supuestas plumas son sólo rígidos filamentos sin caña. Sin embargo, Live Science destacaba la interpretación de que se trataba de «plumas», pero BBC News mantenía que el fósil sólo insinúa «dinosaurios peludos». Fuese lo que fuesen estas estructuras, está claro que no tenían ninguna relación con el vuelo. ¿Eran para ornamentación? ¿Para aislamiento térmico? Las opiniones son diversas. Los autores del artículo original publicado en Nature no tenían una respuesta clara.2 Además, llamar plumas a estas estructuras exigiría una apelación evolutiva a la homología y a la convergencia:

Los singulares filamentos del Tianyulong añaden más complejidad a la cuestión del origen de las plumas. La homología de las estructuras en el Tianyulong y en los terápodos dista de ser evidente a partir de los datos actuales, pero no puede excluirse. Aunque basada en evidencia negativa, la posición derivada dentro de los terópodos para la aparición conocida de «protoplumas» indica que los terópodos primitivos carecían de estructuras integumentarias, lo que a su vez implica que el antecesor común de los terópodos y ornitisquios carecían también de tales estructuras y que sus apariciones en cada clado fueron convergentes.

Este fósil representa el primero en la rama ornitisquia de los dinosaurios en exhibir filamentos integumentarios. El artículo de la BBC resaltaba el problema que esto plantea para el escenario de dinosaurios a aves. Todos los demás «dinosaurios emplumados» eran miembros de los saurisquios, la rama «cadera de lagarto». Uno podría creer que el descubrimiento de «protoplumas» en una especie de «caderas de ave» entusiasmaría a los creyentes en la evolución de los dinosaurios a las aves, pero Lawrence Witmer (Universidad de Ohio) dice que esto «realmente enturbia las aguas» de la narración. «Las malas noticias son que algo que creíamos que estaba tan bien estructurado resulta que ahora no lo está tanto», decía. Los ornitisquios habían sido todos considerados escamosos, como los reptiles. La fecha asignada a este fósil, 150 millones de años antes del presente, sitúa también los filamentos mucho antes que las aves en la línea cronológica evolutiva. «Ahora necesitamos repensar cuál fue realmente el recubrimiento de los dinosaurios antecesores.» ¿Son estos filamentos indicación de sangre caliente? ¿Acaso tienen relación alguna con plumas? «Ahora necesitamos pensar de forma totalmente diferente acerca de los datos que ya tenemos», afirmaba Witmer.

Witmer dio más detalles sobre los problemas en un comentario de Noticias y Opiniones en el mismo número de Nature.3 El fósil exhibe tres bandas de filamentos largos «que recuerdan las estructuras que se cree que son los progenitores evolutivos de las plumas», decía. «El único problema es que no se supone que el Tianyulong tenga nada que se parezca a plumas.» De nuevo, insiste, «El Tianyulong no está en absoluto relacionado con las aves y, como ornitisquio heterodontosáurido, pertenece a una rama totalmente separada del árbol geneaológico de los dinosaurios». Duda de que esto sean plumas en absoluto. No está siquiera claro de qué parte de la piel aparecieron:

Dada la posición del Tianyulong cerca de la base de los dinosaurios ornitisquios, la presencia de estructuras epidérmicas filamentosas parecidas a las plumas podría significar que el dinosaurio ancestral era un animal peludo (aunque quizá no como de peluche). Naturalmente, también podría significar que el recubrimiento peludo de protoplumas se perdió muchas veces durante la evolución de los dinosaurios, porque se conocen muchos grupos de dinosaurios en ambas grandes ramas del árbol genealógico de los dinosaurios con piel escamosa, reptiliana (Fig. 1). Pero antes de inventar complicados escenarios para la evolución de las plumas, la pregunta fundamental a la que se debe responder es si los filamentos del Tianyulong están en el exterior o en el interior de la superficie de la piel.

Esta pregunta tan aparentemente sencilla es sorprendentemente difícil de contestar. …

Incluso si los filamentos son epidérmicos, y los datos son ambiguos, esto no demostraría que estaban en el linaje de las plumas avianas. Los datos procedentes de todos los supuestos dinosaurios emplumados hasta ahora «suscitan la posibilidad de que pueda haber una diversidad de estructuras filamentosas epidérmicas en los dinosaurios, y que no todas estas estructuras puedan estar relacionadas evolutivamente con las plumas». Si está en lo cierto, ha habido precipitación en la decisión de llamar plumas a estas cosas. «Quizá la única conclusión clara que puede extraerse de lo anterior es que el pequeño Tianyulong ha hecho que un escenario ya confuso del origen de las plumas se vuelva todavía más confuso

Y para concluir esta sección, pasamos a un fósil viviente. National Geographic News publicaba una fotografía de un joven tuátara descubierto cerca de Wellington, en Nueva Zelanda. Los tuátaras son considerados como un «fósil viviente» clásico debido a su «linaje de la era de los dinosaurios». Los dinosaurios han desaparecido todos, pero este reptil que vivió entre ellos sobrevive hasta el día de hoy, sin haber dejado fósiles en los 65 millones de años que creen los evolucionistas que los separan.


1. Daley, Budd, Caron, Edgecombe y Collins, «The Burgess Shale Anomalocaridid Hurdia and Its Significance for Early Euarthropod Evolution», Science, 20 marzo 2009: Vol. 323. no. 5921, pp. 1597-1600, DOI: 10.1126/science.1169514.

2. Zheng, You, Zu y Dong, «An Early Cretaceous heterodontosaurid dinosaur with filamentous integumentary structures», Nature 458, 333-336 (19 marzo 2009) | doi:10.1038/nature07856.

3. Lawrence M. Witmer, «Dinosaurs: Fuzzy origins for feathers», Nature 458, 293-295 (19 marzo 2009) | doi:10.1038/458293a.

Aparición repentina, seres bien adaptados, estasis, ausencia de ninguna descendencia lineal clara —esto no es lo que Charles Darwin quería ver. Los fósiles representaban el mayor problema para su teoría en 1859, y a pesar de la propaganda de sus discípulos, siguen constituyendo obstáculos para la creencia en una progresión lenta y gradual de los seres vivos desde lo simple hasta lo complejo.


Fuente: Creation·Evolution HeadlinesAmazing Fossils: Do They Help Darwin? 19/03/2009
Redacción: David Coppedge © 2009 Creation Safaris – www.creationsafaris.com
Traducción y adaptación: Santiago Escuain — © SEDIN 2009 – www.sedin.org

Publicado por Santiago Escuain en 14:00 Etiquetas: , , , , , , , , ,

Published in: on -12002010-01-24T02:26:09-12:0031000000bDom, 24 Ene 2010 02:26:09 -1200-12:00 23, 2008 at 11:59 am01  Comments (2)  
Tags:

No Hay Otra Salida (Segunda Parte)

 Más Caminos Errados

Obras

 Mucha gente piensa que puede salvarse por sus obras: Practican la penitencia y la abnegación; dan limosnas y hacen oraciones; visitan a los enfermos y encarcelados, realizan numerosas peregrinaciones y afligen sus cuerpos. De esta forma esperan alcanzar el cielo.

Hacen obras para alcanzar la salvación, mientras Dios les está diciendo que sus obras han de ser el resultado de su salvación. La salvación debe ser primero, después vienen las obras con resultado. El estudiante debe cursar sus estudios antes de que pueda ejercer su carrera. Debes primero recibir a Cristo y ser salvo; debes alcanzar la salvación si has de hacer las obras propias de ella.

¿Qué hizo el ladrón moribundo para ser salvo? No pudo hacer ninguna obra porque sus manos estaban clavadas en la cruz. Él no hizo nada y sin embargo Jesús le salvó.

El plan humano de salvación propia enfatiza la palabra “hacer”. Dios habla de “hecho”. El hombre insiste en hacer algo, en pagar algo; quiere merecer la salvación. Dios dice que está hecha; no hay nada que hacer. Jesús lo hizo todo.

La salvación, amigo mío, es un don. “La dadiva de Dios es vida eterna” (Romanos 6:23). ¿Qué puedes hacer para ganar un don? Si lo pagas, ya no es un don. Si haces algo para conseguirlo, tienes derecho a él y por tanto ya no es un don. Un don es algo gratis. Así es la salvación.

¿Qué pagó el hijo pródigo? Cuando me digas cuanto pagó te diré cuanto debía pagar. Sabes que no pagó nada porque nada tenía; estaba sin medios de ninguna clase. Así estás tú. La salvación, amigo mío, es sin dinero y sin precio; no se puede comprar.

Cuando estuve en la India, vi a uno de esos hombres llamados santones haciendo obras para alcanzar su salvación. Yo le hubiera podido preguntar: “¿Por qué está sobre el lecho de púas?”. Su contestación hubiera sido: “Para salvar mi alma”. Pero ¿por qué Jesús, derramó su sangre y murió por ese pobre faquir? ¿No hizo expiación por sus pecados? ¿Y no está Dios satisfecho con el sacrificio de su Hijo? Entonces, ¿por qué él o tú buscáis añadir algo a la obra ya terminada de Cristo?

¿Estuviste en la última guerra? Allí para animar a los soldados se decía que si uno moría en el campo de batalla iría al cielo; que el dar la vida en sacrificio por la patria era un acto tan meritorio que aseguraba la salvación…

¡Qué mentira!¡Qué blasfemia! ¡Pensar en poner vuestro sacrificio frente al sacrificio de Cristo! ¿Crees esto?¿Crees que sin tener en cuenta la vida pecaminosa y de rechazo a Dios en que vivías estabas preparado para encontrarte con el Todopoderoso por la sola razón de morir por tu país?

No, amigo mío, tu muerte no significa nada, absolutamente nada. La muerte de Cristo, su sangre, es la que vale. Jesús lo pagó todo. ¿Ojalá creas en Él y le aceptes como el que llevó tus pecados para ser tu Salvador!

Oye ahora la palabra de Dios porque es muy clara. “Porque por gracia sois salvos por medio de la fe, y esto no de vosotros pues es don de Dios; no por obras para que nadie se gloríe”. (Efesios 2:8-9). “No por obras de justicia que nosotros hubiéramos hecho” (Tito 3:5). “Mas al que no obra, sino que cree en aquel que justifica al impío, la fe le es contada por justicia…Dios atribuye justicia sin obras” (Romanos 4:5-6).

“No obra” y “no por obras”. ¡Qué claridad! No por tus obras, ni por tus meritos; nada que tú puedas hacer te valdrá lo más mínimo. Es Cristo y sólo Cristo quien salva. Ven a Él, descansa en su obra terminada en el Calvario, confía en Él en este momento y sé salvo.

Ref. Oswald Smith

 

Published in: on -12002010-01-23T15:19:58-12:0031000000bSab, 23 Ene 2010 15:19:58 -1200-12:00 23, 2008 at 11:59 pm01  Comments (2)  
Tags:

No Hay Otra Salida (Primera Parte)

 

Un banquero y un hombre de negocios estaban sentados frente a frente en un despacho del Banco. Inclinado hacia delante, el hombre de negocios hablaba muy entusiasmado, cuando, de repente, le interrumpió el otro:

–Esto es ridículo, absurdo y necio –el orgulloso banquero esbozó una mueca de desprecio.

–Pero, ¿por qué?

–¿Por qué? Usted, un hombre que piensa, ¿me pregunta el por qué de tal disparate? –y se rió burlonamente.

–Sí, señor. Le pregunto: ¿Por qué?

El banquero frunció el ceño y contestó con voz airada:

–¿Quiere usted hacerme creer que la muerte de Jesucristo en mi lugar, en la cruz del Calvario, he de dar satisfacción a Dios? ¡Lejos tales teorías! Si he de ser salvo, debo hacer algo con mis propios esfuerzos—y al decirlo pisó en el suelo con fuerza.

–¡Ah, bien!–contestó el otro—Ya veo donde está su equivocación.

Usted piensa que tiene derecho a labrarse su propio camino de salvación y por eso desprecia el plan previsto por Dios.

–¿Qué quiere usted decir?—preguntó el banquero, confundido.

–Escúcheme. Suponga que una persona viene y le dice: “¡Señor banquero, estoy muy apurado y necesitado que usted me preste algún dinero!” Dígame ahora, ¿quién tiene derecho a fijar los términos y condiciones del préstamo, usted como banquero dueño del dinero o el hombre que se lo pide?

–Yo, indudablemente. Él tendría que aceptar mis condiciones antes de conseguir el dinero.

–Exacto. Esta es su posición. Usted es el pobre y desvalido pecador, perdido y en un apuro y Dios es el Gran Banquero. Usted va a Él en busca de misericordia y perdón. ¿Quiere decirme quién tiene derecho a fijar los términos y condiciones para que usted reciba la salvación, teniendo en cuenta que usted es el hombre necesitado y Dios es el Gran Dador?

–Bien. Nunca antes me di cuenta de esto—respondió el banquero, indicando la sorpresa en su tono de voz. Desde luego, no estoy en situación de fijar las condiciones. ¡Dios tiene derecho; solo Él!

 

Comprendiendo mal el Plan de Dios.

Cuando pensamos en el plan de salvación de Dios, inmediatamente recordamos pasajes como éstos:

“Mirad a mí, y sed salvos, todos los términos de la tierra, porque yo soy Dios, y no hay más” (Isaías 45:22).

“El Hijo del Hombre vino a buscar y a salvar lo que se había perdido” (Lucas 19:10).

“¿Qué debo hacer para ser salvo? Cree en el Señor Jesucristo, y serás salvo” (Hechos de los Apóstoles 16:30-31).

“Por gracias sois salvos por medio de la fe” (Efesios 2:8)

“Cristo Jesús vino al mundo para salvar a los pecadores” (1 Timoteo 1:15).

“Si confesares con tu boca que Jesús es el Señor, y creyeres en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo” (Romanos 10:9).

 

Y a pesar de ello, creo que no hay otra palabra en la Biblia peor interpretada que la palabra salvo. ¿Cómo se salvan las personas? ¿Qué es la salvación? Unos responden una cosa y otros, otra, pero ¿qué dice el Señor? “Hay camino que al hombre le parece derecho, pero su fin es camino de muerte” (Proverbios 14:12). Debemos evitar este camino por todos los medios.

En los primeros días de la Iglesia, algunos enseñaron el camino del error. Decían: “Si no os circuncidáis conforme al rito de Moisés, no podéis ser salvos” (Hechos 15:1). Este enseñanza tuvo que refutarla Pablo, y lo hizo probando de una manera concluyente que no era necesario ser circuncidado ni guardar la ley para salvarse.

De igual manera, hay hoy quienes tienen ideas erróneas sobre el camino de salvación. Quiero hablar en primer lugar de esas falsas ideas.

MEDIOS VANOS

 

Religion

 Hay gente que piensa que su religión puede salvarles. Un noble inglés hizo la siguiente pregunta a la señora Cherkoff, de Rusia:

–Señora, ¿cuál es la situación de su alma?

–Caballero—contestó la condesa, indignada—éste es un secreto entre mi confesor y Dios.

¿No era ella miembro de la Iglesia Ortodoxa Griega? ¿No daba grandes cantidades de dinero para su sostenimiento? ¿No creía y practicaba todas sus doctrinas? ¿No era fiel en la asistencia a los servicios religiosos? Entonces, ¿por qué había de inquietarse? La situación de su alma no era asunto de su incumbencia, sino de la incumbencia de su Iglesia.

Quizá tú, querido amigo, también estés confiado en tu iglesia. Pero tengo que decirte que la religión no puede salvarte. Ni la protestante, ni la católico-romana, ni la judía, ni la ortodoxa griega, ni la copta, ni la mahometana, ni ninguna otra puede salvar tu alma. Solamente Cristo puede hacerlo.

Puedes pertenecer a tantas iglesia como quieras y, sin embargo, estar perdido. La Iglesia no puede salvar. Tú puedes ser luterano, presbiteriano, metodista, bautista, episcopal, católico-romano o cualquier otra cosa, y no obstante, condenarte. No hay salvación en la Iglesia. La salvación está en Cristo.

“Llamarás su nombre JESUS, porque Él salvará”. (Mateo 1:21). “Y en ningún otro hay salvación; porque no hay otro nombre bajo el cielo, dado a los hombres, en que podamos ser salvos” (Hechos de los Apóstoles 4:12).

Si has de ser salvo, debes serlo por Jesucristo. No hay otro. Él es único y solo Salvador.

La religión no puede impartir vida, y tú debes recibir una nueva vida para ser salvo. “Es necesario nacer de nuevo” (Juan 3:7).

Nicodemo era religioso, pero no salvo. Por eso le dijo Jesús: “Es necesario nacer otra vez” (Juan 3:7). El fariseo de Lucas 7:36-50 era religioso, pero no salvo. Cornelio era muy religioso, temeroso de Dios: daba limosnas, oraba, ayunaba, gozaba de buen testimonio en su nación, y, sin embargo, estaba perdido y necesitaba ser salvado (Hechos de los Apóstoles 10:22).

Pablo fue quizá el hombre más religioso de su tiempo. Su religión le venía desde la infancia. Hablaba de sí mismo como celoso de Dios. Había sido circuncidado y había guardado cabalmente la ley. Sin embargo, era un pecador a los ojos de Dios: estaba perdido, aunque no lo supiera. También él tenía que ser salvado. Era religioso, desde luego, pero sólo un pecador religioso. Él mismo se conceptuó como el primero de los pecadores. Escucha su testimonio:

“Si alguno parece que tiene de qué confiar en la carne, yo más: circuncidado al octavo día, del linaje de Israel, de la tribu de Benjamín, hebreo de hebreos; en cuanto a la ley, fariseo; en cuanto a celo, perseguidor de la iglesia; en cuanto a la justicia que es por la ley, irreprensible.

“Pero cuantas cosas eran para mí ganancia, las he estimado como pérdida por amor a Cristo. Y ciertamente aun estimo todas las cosas como pérdida, por la excelencia del conocimiento de Cristo Jesús, mi Señor, por amor del cual lo he perdido todo y lo tengo por basura,  para ganar a Cristo, y ser hallado en Él, no teniendo mi propia justicia, que es por la ley, sino la que es por la fe de Cristo, la justicia que es de Dios por la fe”(Filipenses 3:4-9).     

 

Ref. Oswald Smith//Editorial Alturas

Published in: on -12002010-01-22T14:18:45-12:0031000000bVie, 22 Ene 2010 14:18:45 -1200-12:00 23, 2008 at 11:59 pm01  Dejar un comentario  
Tags: